Publicado 05/02/2020 13:22:31 +01:00CET

El EPRDF ya es historia tras casi tres décadas de gobierno en Etiopía

El primer ministro, Abiy Ahmed, y los líderes del resto de formaciones que integrarán el nuevo Partido de la Prosperidad
El primer ministro, Abiy Ahmed, y los líderes del resto de formaciones que integrarán el nuevo Partido de la Prosperidad - TWITTER ABIY AHMED - Archivo

MADRID, 5 Feb. (EUROPA PRESS) -

El Frente Democrático Revolucionario del Pueblo Etíope (EPRDF), la coalición que durante casi tres décadas ha dirigido los designios del país, ya es historia, después de que la Junta Nacional Electoral (NEBE) haya revocado oficialmente su registro como partido político.

La formación, una alianza integrada por el Partido Democrático Amhara (ADP), el Partido Democrático Oromo (ODP), el Movimiento Democrático Popular de los Pueblos del Sur (SEPDM) y el Frente para la Liberación del Pueblo Tigray (TPLF), ha dado paso al nuevo Partido de la Prosperidad, la apuesta del primer ministro, Abiy Ahmed, por dejar atrás la política basada en las etnias en el país.

Según anunció este martes la Comisión Electoral, el propio Abiy les remitió una carta, en calidad de presidente del EPRDF, informando de que el frente ya no existe como tal, ya que quedó reemplazada el mes pasado por el Partido de la Prosperidad, del que sin embargo se ha desmarcado el TPLF pero en el que se han integrado otros cinco partidos satélites.

El paso, una mera formalidad, se produce meses antes de las elecciones previstas para agosto, en las que las reformas impulsadas por Abiy desde su llegada al poder en abril de 2018 serán sometidas al examen de los etíopes, después de que estas y su acuerdo de paz con Eritrea le hayan valido el Nobel de la Paz en 2019.

La apuesta de Abiy por un partido unificado no ha estado exenta de polémica y de críticas, incluso por parte de algunos de sus más estrechos aliados en las filas oromo, etnia a la que pertenece el mandatario. Sin embargo, la principal consecuencia ha sido el cisma con el TPLF, que acusa al primer ministro de haber creado el nuevo partido sin respetar la Constitución.

"Establecer un nuevo partido que no ha sido elegido por el pueblo de Etiopía equivale a destruir la Constitución y rechazar la voluntad de los etíopes", denunció la formación en un reciente comunicado, según los medios locales.

En este sentido, su presidente había remitido una carta a la NEBE solicitando que adoptara una decisión sobre la distribución de las propiedades del EPRDF. En este sentido, la junta electoral se pronunció también este martes sobre el asunto, otorgando al TPLF el 25 por ciento de las propiedades del extinto partido, y al nuevo Partido de la Prosperidad el 75 por ciento restante.

Además, la NEBE ha dado a ambas formaciones un plazo de seis meses para concluir el reparto de las propiedades con que contaba el hasta ahora partido gobernante, tras lo cual deberán remitirle un informe sobre lo acordado.

Para leer más