Actualizado 17/12/2013 22:12 CET

Erekat acusa a Israel de intentar sabotear el proceso de paz con sus avances en los asentamientos

MADRID, 15 Nov. (EUROPA PRESS) -

El negociador jefe palestino, Saeb Erekat, que renunció el martes a su puesto por la continuación de la construcción en los asentamientos por parte de Israel, ha acusado este jueves al Gobierno israelí de intentar sabotear el proceso de paz.

"La única cosa que sigue en marcha (en estos momentos) es la destrucción de la solución basada en dos estados a través de las actividades en los asentamientos", ha indicado, en declaraciones concedidas al canal de televisión israelí Channel 2.

"Las verdaderas negociaciones tienen lugar entre el primer ministro (Benjamin Netanyahu), (el ministro de Vivienda, Uri) Ariel, (el ministro de Defensa, Moshe) Yaalon y (el ministro de Exteriores, Avigdor) Lieberman", ha criticado.

Así, ha destacado que "en cien días de negociaciones se han anunciado más de 6.000 viviendas --al margen de las 24.000 anunciadas y luego canceladas--, han muerto 19 palestinos, más de 129 viviendas han sido destruidas y la violencia de los conolos en Cisjordania se ha incrementado en un 49 por ciento".

"Imaginen que yo declaro hoy que quiero construir 24.000 viviendas para árabes en Israel y luego hablo sobre la solución basada en dos estados. ¿Alguien se creería esto?", se ha preguntado, según ha recogido el diario israelí 'The Jerusalem post'.

Por otra parte, ha revelado algunas de las concesiones hechas por los palestinos en el marco del actual proceso de paz. "Hemos aceptado intercambios mínimos de tierra y limitaciones sobre la naturaleza de Palestina en el futuro --una Policía fuerte pero sin Ejército, Marina o Fuerzas Aéreas--", ha dicho.

En este sentido, ha acusado al Gobierno israelí de mentir al decir que la Autoridad Palestina ha aceptado permitir nuevas viviendas en los asentamientos a cambio de la liberación de 104 presos palestinos.

"Soy el que alcanzó el acuerdo con (el secretario de Estado estadounidense, John) Kerry. Nos comprometimos a no intentar elevar el estatus de Palestina en Naciones Unidas durante nueve meses a cambio de las liberaciones", ha sostenido.

Por último, Erekat ha asegurado que la decisión del equipo negociador palestino de renunciar no mina el compromiso del presidente de la Autoridad Palestina, Mahmud Abbas, con la continuación del proceso de paz durante los nueve meses acordados.

Por su parte, el embajador israelí ante Naciones Unidas, Ron Prosor, ha asegurado que la renuncia del equipo negociador palestino "es un pretexto para abandonar las conversaciones".

Para leer más