Actualizado 13/01/2022 14:17 CET

Un excoronel sirio, condenado a cadena perpetua por torturas en un histórico juicio en Alemania

Archivo - Seguidores del presidente de Siria, Bashar al Assad
Archivo - Seguidores del presidente de Siria, Bashar al Assad - -/SANA/dpa - Archivo

Las organizaciones defensoras de DDHH celebran la sentencia e instan a otros países a seguir el ejemplo alemán

MADRID, 13 (EUROPA PRESS)

Un excoronel sirio leal al régimen de Bashar al Assad ha sido condenado en Alemania a cadena perpetua por crímenes contra la humanidad, en un juicio sin precedentes de todo el mundo y que avanza en la rendición de cuentas por los abusos cometidos en el marco de la guerra en Siria.

La Fiscalía alemana consideraba al acusado, Anwar Raslan, responsable de perpetrar torturas y de dar ordenes a otros para que las cometiesen también. Los crímenes imputados corresponden a 2011 y 2012, en los primeros compases del conflicto.

En total, se han identificado al menos 4.000 víctimas, sometidas a abusos en una cárcel de los servicios de Inteligencia en Damasco. Al menos 30 personas murieron en estas instalaciones.

Además, Raslan, de 58 años, también ha sido condenado por dos casos de retención ilegal y otros tres de abuso sexual, según el comunicado del Tribunal Regional de Koblenz recogido por la agencia de noticias DPA.

El acusado ha negado en todo momento cualquier relación con las torturas y sus abogados, de hecho, alegaron que intentó ayudar a salir de la cárcel a personas detenidas durante las manifestaciones de la Primavera Árabe y que se alineaba con la oposición a Al Assad.

El juicio que ahora culmina comenzó en abril de 2020 e incluyó inicialmente a dos acusados, el más joven de los cuales, Eyad A., ya fue condenado en febrero de 2021 a cuatro años y medio de prisión. Más de 80 personas han desfilado como testigos, entre ellos exfuncionarios sirios y antiguos detenidos.

SATISFACCIÓN ENTRE ONG

Para llevar a cabo el proceso, las autoridades judiciales alemanas han apelado al principio de justicia universal, en virtud del cual los crímenes de guerra son susceptibles también de ser juzgados en terceros países. Las organizaciones defensoras de los Derechos Humanos han celebrado la sentencia.

La subdirectora de Amnistía Internacional para Oriente Próximo, Lynn Maalouf, cree que se trata de "una victoria histórica que amplifica las voces de decenas de miles de supervivientes de detenciones ilegales, torturas y violencia sexual", así como de las familias de quienes han perdido la vida por los abusos del régimen sirio.

En este sentido, confía en que sirva también como "recordatorio" de la "impunidad" que con que las autoridades de Siria han cometido todo tipo de tropelías durante más de una época y ha instado a todos los países a seguir el ejemplo de Alemania en aras de la justicia universal.

Coincide también en esta llamamiento el investigador de Human Rights Watch (HRW) Balkees Jarrah, que ve en la sentencia dictada en Alemania "un mensaje para las autoridades sirias de que nadie está fuera del alcance de la justicia", para lo cual reclama igualmente la implicación de tribunales de otros países y la persecución "activa" de los crímenes.

"Más de diez años después de que se cometiesen las violaciones en Siria, el veredicto del tribunal alemán es un faro de esperanza de que la justicia prevalecerá en última instancia", ha señalado Jarra en un comunicado.

Contador

Para leer más