Actualizado 25/02/2021 22:10 CET

Francia endurece los controles en la frontera alemana para contener la COVID-19

Personas sentadas ante la Basícila del Sacre Coeur en París
Personas sentadas ante la Basícila del Sacre Coeur en París - GAO JING / XINHUA NEWS / CONTACTOPHOTO

MADRID, 25 (EUROPA PRESS)

   El Gobierno de Francia ha anunciado que exigirá la presentación de una prueba de coronavirus con resultado negativo para acceder desde Alemania al distrito de Mosela, después de que las tasas de contagio se hayan disparado en esta región en los últimos días.

   El Ejecutivo ha explicado en un comunicado que, tras los "contactos estrechos" mantenidos con las autoridades alemanas, se ha considerado necesario reforzar la vigilancia en la zona, si bien los trabajadores transfronterizos estarán exentos de la PCR que sí será obligatoria para el resto de viajeros.

   El Ministerio de Sanidad galo ha informado de que la vigilancia policial se reforzará a ambos lados de la frontera, al tiempo que ha confirmado un refuerzo de los test para tratar de rastrear el mayor número de casos posibles en Mosela y un mayor envío de vacunas.

   El Gobierno francés avanza así en su estrategia para contener el virus en las zonas donde ha aumentado la prevalencia recientemente y que afectan al sur y al norte del país. El miércoles, las autoridades anunciaron un confinamiento de la zona de Dunquerque, el mismo día en que Francia confirmó de nuevo más de 30.000 casos de COVID-19 en 24 horas.

MERKEL DESCARTA IMPONER CONTROLES EN LA PARTE ALEMANA

   Por su parte, la canciller alemana, Angela Merkel ha descartado imponer unos controles similares en la frontera francesa.

   "Los controles fronterizos no están en la agenda", ha asegurado Merkel según recoge la agencia alemana DPA tras la cumbre europea que ha tenido lugar este jueves.

    Alemania ya tiene controles similares con República Chequea y el Tirol austriaco debido a la extensión de nuevas variantes y las cifras de coronavirus.

  

Para leer más