El Gobierno de Afganistán espera que los contactos en Doha deriven en un diálogo directo con los talibán

Publicado 08/07/2019 11:09:07CET
Abdulá Abdulá
Abdulá AbduláFaruk Pinjo/World Economic Forum / DPA - Archivo

MADRID, 8 Jul. (EUROPA PRESS) -

El primer ministro de Afganistán, Abdulá Abdulá, ha aplaudido este lunes la nueva ronda de conversaciones de paz en Doha y ha expresado su deseo de que derive en un proceso de contactos directos entre el Gobierno y los talibán.

"Se espera que la reunión lleve a conversaciones directas entre ambas partes, incluido el Gobierno de Afganistán, así como a la paz", ha dicho el jefe ejecutivo del país centroasiático, en declaraciones durante el Consejo de Ministros.

El domingo arrancó en la capital de Qatar un encuentro entre representantes de los talibán y una delegación compuesta por miembros de la sociedad civil afgana y funcionarios del Gobierno --presentes a título personal--, en el marco de los esfuerzos diplomáticos para lograr la paz.

Delegados presentes en el encuentro han señalado que las conversaciones se centraron en asuntos como la retirada de las tropas extranjeras, un alto el fuego, el gobierno que surgiría tras el acuerdo de paz, derechos de las mujeres, protección a los civiles y libertad de prensa.

El portavoz de los talibán Suhail Shahin ha subrayado que el grupo está preparado para abordar los asuntos internos, incluido un posible alto el fuego, una vez que se acuerde una 'hoja de ruta' para la retirada de las tropas extranjeras.

Por su parte, la Presidencia ha señalado que el encuentro "puede ser considerado como un progreso y una oportunidad para que los afganos presentes en el mismo compartan sus ideas", según ha informado la cadena de televisión local Tolo TV.

La segunda jornada de reuniones ha arrancado este mismo lunes, en medio de un ambiente afectado por el atentado perpetrado el domingo por los talibán contra la Dirección Nacional de Seguridad --los servicios secretos afganos-- en la ciudad de Ghazni, que dejó catorce muertos y 180 heridos, entre ellos 60 menores de edad.

Shahgul Rezai, delegada gubernamental, ha resaltado que este ataque muestra que "no hay cambios importantes" en la postura de los insurgentes hacia la protección de los civiles.

En este sentido, Ghairat Bahir, otro delegado presente en la conferencia, ha manifestado que "hablar de un alto el fuego es una demanda algo grande" en estos momentos. "No creo que se logre un acuerdo sobre ello en esta fase", ha lamentado.

Los talibán llevan meses dialogando con diplomáticos estadounidenses para acordar la retirada de más de 20.000 efectivos de las fuerzas internacionales de Afganistán a cambio de garantías de que el país no será usado como base para ataques terroristas.

Sin embargo, hasta ahora se han negado a negociar directamente con el Gobierno del presidente, Ashraf Ghani, al que consideran un "títere" de Occidente. Ante la ausencia de un alto el fuego, los insurgentes mantienen sus ataques y las fuerzas de seguridad continúan con sus operaciones.

Contador

Para leer más