El Gobierno saudí rechaza el informe que implica al príncipe en el asesinato de Jashogi

Actualizado 19/06/2019 23:02:55 CET
Russian Foreign Minister Sergey Lavrov in Saudi Arabia
-/Saudi Press Agency/dpa - Archivo

RIAD, 19 (Reuters/EP)

El secretario de Estado para Asuntos Exteriores de Arabia Saudí, Adel al Jubeir, ha asegurado que el informe elaborado por la relatora especial de la ONU sobre ejecuciones extrajudiciales, Agnes Callamard, contiene "contradicciones" y mentiras en torno al asesinato del periodista Yamal Jashogi.

Según Al Jubeir, no hay "nada nuevo" en el documento, publicado este miércoles y crítico con la actuación del Gobierno saudí. Callamard ha asegurado que la responsabilidad llega a las altas esferas del reino y señala entre los posibles culpables al príncipe heredero, Mohamed bin Salman.

"El informe de la relatora del Consejo de Derechos Humanos contiene claras contradicciones y acusaciones infundadas que ponen en cuestión su credibilidad", ha señalado el secretario de Estado en su cuenta en la red social Twitter.

En un comunicado publicado posteriormente por la agencia estatal saudí de noticias, SPA, el propio Al Jubeir ha cuestionado la nuetralidad del informe.

Así, ha apuntado ha "acusaciones falsas derivadas de ideas y posiciones preconcebidas" por parte de Callamard hacia el país árabe, al tiempo que ha agregado que Riad se reserva el derecho a adoptar medidas legales.

Jashogi, un periodista crítico con la casa real saudí y que trabajaba para el 'Washington Post', desapareció el 2 de octubre tras entrar en el consulado saudí en Estambul para gestionar unos documentos. Arabia Saudí ha procesado a más de una decena de personas, sin que por ahora se hayan podido localizar los restos de Jashogi.

El informe, elaborado tras seis meses de investigaciones, se refiere a la muerte como una "ejecución premeditada", y considera que, pese a haber "numerosas teorías" sobre este caso, en ninguna de ellas "se altera la responsabilidad del Estado saudí". "Agentes públicos saudíes actuaron de forma encubierta de acuerdo a su estatus oficial y utilizaron medios públicos para ejecutar a Jashogi", señala.

Contador

Para leer más