Irak acusa a Irán de los incidentes con miles de peregrinos en un paso fronterizo

Actualizado 01/12/2015 4:42:16 CET

MADRID, 1 Dic. (EUROPA PRESS) -

El Gobierno de Irak ha acusado este lunes a Irán de permitir a decenas de miles de peregrinos chiíes atravesar sin visado un puesto de control fronterizo en la provincia de Wasit, en el marco de la conmemoración del Arbaeen, que se celebra 40 días después de la Ashura.

"Hacemos responsable a las autoridades iraníes porque no cumplieron sus funciones y obligaciones de forma responsable para evitar la situación en la frontera", ha indicado el Ministerio del Interior a través de un comunicado publicado en su página web.

Así, ha detallado que "decenas de miles de peregrinos sin visado causaron confusión en el puesto (...) y provocaron una estampida que provocó la rotura de puertas y vallas así como heridas a varios guardias fronterizos". "Se ha determinado que la actuación indisciplinada fue deliberada para ejercer presión sobre el puesto", ha agregado.

Por ello, y tras recalcar que garantizará "que todos los musulmanes puedan celebrar sus ritos", ha reclamado a los países vecinos "que tengan en cuenta las condiciones políticas y de seguridad" y que "cooperen con Irak para mantener la seguridad y la soberanía en las fronteras".

El Gobierno de Irak está respaldado por Irán, que facilita además entrenamiento, armas y dinero a las poderosas milicias chiíes, que están jugando un importante papel en la lucha contra el grupo yihadista Estado Islámico en el norte y el oeste del país.

Para leer más