Actualizado 27/02/2006 01:00 CET

Irak.- Washington considera que el atentado contra la mequita de Samarra podría dar lugar a un Gobierno iraquí más unido

WASHINGTON, 27 Feb. (EP/AP) -

El consejero de Seguridad nacional del presidente estadounidense, George W. Bush, aseguró este domingo que el ataque de la semana pasada contra la mezquita chií de Samarra obligó a los iraquíes a "contemplar el abismo" de una guerra civil y podría llevarles a formar un Gobierno más unificado.

En declaraciones a la cadena de televisión CBS, Stephen Hadley señaló que los líderes de todo Irak habían condenado la destrucción de la mezquita Askariya el miércoles en Samarra.

Hadley manifestó que los suníes, chiíes y otros iraquíes "contemplaron el abismo y pienso que todos concluyeron que no les interesa más violencia y tensiones entre las comunidades".

"En esta tragedia existe realmente una oportunidad, en la que todas las comunidades decidirán que realmente les interesa evitar la violencia, unirse y construir la clase de Gobierno comunitario que puede hacer avanzar a este país", sostuvo.

El consejero de seguridad nacional de Irak Mouwafak al-Rubaie, en tanto, declaró al canal CNN que los terroristas querían sembrar el odio entre los suníes y chiíes con el ataque, y "fracasaron rotundamente".

Asimismo, indicó que los iraquíes "han mostrado a al-Qaida y al mundo que nunca serán llevados a una guerra civil". El senador del oficialismo republicano John McCain, en tanto, dijo al canal de televisión ABC que pensaba que los iraquíes habían "contemplado el abismo y querían alejarse de él".