Ascienden a 50 los muertos en el atentado perpetrado durante un acto religioso en Kabul

Actualizado 21/11/2018 7:19:50 CET

MADRID, 20 (EUROPA PRESS)

El balance de víctimas mortales del atentado perpetrado este martes durante un acto religioso en la capital de Afganistán, Kabul, ha ascendido a 50 muertos, según ha confirmado el portavoz del Ministerio de Sanidad.

El portavoz, Wahid Majró, ha afirmado además que otras 72 personas han sido ingresadas en hospitales de la ciudad después de ser evacuadas del lugar del ataque, tal y como ha recogido la agencia afgana de noticias Pajhwok.

La explosión ha tenido lugar durante un acto de conmemoración del nacimiento del profeta Mahoma al que asistían numerosos ulemas en el salón de bodas Urano, situado en una carretera que lleva al aeropuerto de Kabul.

El portavoz del Ministerio de Interior, Nayib Danish, ha indicado que el atentado ha sido obra de un suicida que se ha inmolado en el interior del salón de bodas en el que estaban reunidos los ulemas.

Por el momento, ningún grupo ha reivindicado la autoría del ataque. Kabul ha sido escenario de atentados tanto obra de los talibán como del grupo terrorista Estado Islámico.

Por su parte, los talibán han condenado el ataque, aparentemente desvinculándose de cualquier responsabilidad en el mismo, tal y como ha informado la cadena de televisión local 1TV.

La ONG italiana Emergency ha indicado que hasta el momento ha recibido en su hospital a 40 heridos, siete de los cuales ya habían muerto a su llegada al centro.

Un testigo ha contado a la cadena de televisión Tolo TV que había al menos mil personas en el interior del salón de bodas cuando se ha producido la explosión.

El presidente afgano, Ashraf Ghani, ha condenado el atentado, que ha calificado de acto contrario al islam, y ha denunciado que se ha cobrado la vida de numerosas personas, entre ellas varios ulemas.

Así las cosas, ha expresado sus condolencias a los familiares de las víctimas y ha dado instrucciones para que se haga todo lo posible para atender a los heridos.

El mandatario ha hecho además un llamamiento a la "hermandad" y a "evitar el derramamiento de sangre", al tiempo que ha declarado un día de luto nacional para la jornada del miércoles, tal y como ha recogido la agencia afgana de noticias Jaama Press.

Por su parte, la Misión de Asistencia de Naciones Unidas en Afganistán (UNAMA) también ha expresado su condena, lamentando que el atentado se haya producido "cuando las comunidades en todo Afganistán están celebrando un día de especial significado religioso". "La familia de la ONU expresa sus más profundas condolencias a las numerosas familias afectadas", ha añadido en un mensaje en Twitter.

En esta misma línea se ha expresado el embajador estadounidense en el país, John Bass, quien se ha mostrado "asqueado y profundamente triste" por el atentado. "Extiendo nuestras condolencias a los familiares y seguidores de los muertos y heridos", ha dicho en su cuenta en Twitter.

Contador