Actualizado 11/09/2022 04:53

La ministra de Exteriores de Alemania llega a Kiev para una segunda visita desde el inicio de la guerra

La ministra de Exteriores de Alemania, Annalena Baerbock, en un tren de camino a la capital de Ucrania, Kiev
La ministra de Exteriores de Alemania, Annalena Baerbock, en un tren de camino a la capital de Ucrania, Kiev - Michael Fischer/dpa

KIEV, 10 (DPA/EP)

La ministra de Exteriores de Alemania, Annalena Baerbock, ha llegado este sábado a la capital de Ucrania, Kiev, en la que supone su segunda visita oficial desde el estallido de la guerra, desencadenada el 24 de febrero por orden del presidente ruso, Vladimir Putin.

Baerbock ha destacado desde Kiev que su presencia en el país busca demostrar que Berlín "seguirá estando del lado de Ucrania mientras sea necesario con la entrega de armas y con apoyo humanitario y financiero", según ha recogido la agencia alemana de noticias DPA.

"Está claro que Putin cuenta con que nos cansemos de mostrar simpatía con el sufrimiento de Ucrania", ha resaltado. "Cree que puede dividir a nuestras sociedades con mentiras y chantajearnos con suministros de energía y que puede arrebatarnos la energía para defendernos ante este brutal ataque contra todos nuestros valores", ha apuntado.

En este sentido, Baerbock ha hecho hincapié en que esta estrategia no funcionará porque "toda Europa sabe que Ucrania está defendiendo el orden pacífico". Está previsto que la ministra se reúna con su homólogo ucraniano, Dimitro Kuleba, y otros funcionarios ucranianos, mientras que el resto de la agenda permanece en secreto por motivos de seguridad.

La política ha viajado a Kiev desde Polonia en un tren especial y junto a una pequeña delegación, dado que el espacio aéreo sobre Ucrania ha estado cerrado desde el inicio de las hostilidades.

La ministra alemana realizó el 10 de mayo su primera visita a Ucrania, un viaje que supuso el primero de un alto cargo del Gobierno alemán desde el inicio de la ofensiva militar rusa. Por su parte, el canciller alemán, Olaf Scholz, visitó Kiev a mediados de junio con los presidentes de Francia y Rumanía, Emmanuel Macron y Klaus Iohannis, respectivamente, y el entonces primer ministro de Italia, Mario Draghi.

Contador

Más información