Publicado 03/03/2021 05:59CET

Mueren diez disidentes de las FARC en un bombardeo en el departamento colombiano de Guaviare

Archivo -    Como parte del Acuerdo de Paz entre el Estado colombiano y las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia - Ejército del Pueblo (FARC-EP), Iván Márquez, Mauricio Jaramillo (conocido como 'el Médico'), como secretarios de las FARC-EP, entrega
Archivo - Como parte del Acuerdo de Paz entre el Estado colombiano y las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia - Ejército del Pueblo (FARC-EP), Iván Márquez, Mauricio Jaramillo (conocido como 'el Médico'), como secretarios de las FARC-EP, entrega - TWITTER - Archivo

MADRID, 3 Mar. (EUROPA PRESS) -

Al menos diez disidentes de la disuelta guerrilla de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC), que ahora se encontraban al mando de Miguel Botache, alias 'Gentil Duarte', han muerto este sábado en un bombardeo por parte de la Fuerza Aérea Colombiana en el municipio de Calamar, en el departamento de Guaviare.

Tras la intervención aérea, las tropas del Ejército y la Policía han entrado en un campamento disidente situado en las inmediaciones del río Ajajú, vereda Buenos Aires, del mismo municipio, y han capturado a otros tres disidentes, según informa el medio local 'El Tiempo'.

Los tres disidentes arrestados han sido atendidos en el lugar debido a que se encontraban heridos, por lo que después han sido trasladados en helicópteros a un centro médico.

Las autoridades han cubierto el campamento para incautar armas y material de guerra y de comunicaciones, informa Radio Caracol.

El ministro de Defensa, Diego Molano, ha confirmado la neutralización de los 13 integrantes de este grupo que estaba bajo el mando de 'Gentil Duarte', el máximo jefe de las disidencias que operan en el oriente del país.

Según las autoridades colombianas, este grupo lleva a cabo reclutamiento de menores y la planificación y ejecución de actos terroristas, así como narcotráfico, minería ilegal y constreñimiento a los civiles en Caquetá, Guaviare y Meta.

Asimismo, se les vincula con el secuestro y asesinato del subteniente del Ejército colombiano Carlos Arturo Becerra en el municipio de Puerto Concordia, en Meta.

Para leer más