Mueren siete policías en Helmand tras caer inconscientes por una bebida y ser tiroteados

Publicado 06/03/2015 3:22:44CET

MADRID, 6 Mar. (EUROPA PRESS) -

Al menos siete policías afganos han muerto este jueves tras ser tiroteados en su puesto de control en la localidad de Greshk, ubicada en la provincia de Helmand (sur), después de ingerir una bebida presuntamente envenenada que les dejó inconscientes.

Fuentes de seguridad citadas por la agencia afgana de noticias Pajhwok han revelado que los agentes cayeron inconscientes tras ingerir la bebida, tras lo que fueron asesinados a tiros desde corta distancia. Según estas informaciones, la bebida fue facilitada por residentes de la zona.

Los talibán han reclamado la autoría del ataque y su portavoz Qari Yusaf Ahmadi ha asegurado que todos ellos fueron envenenados y que se les robaron las armas tras el suceso.

En octubre de 2012, seis policías murieron en un puesto de control de esta misma localidad después de ingerir comida envenenada preparada por un cocinero que se había aliado con los talibán para llevar a cabo el ataque.