La oposición exige la dimisión del primer ministro de Malí tras la matanza de peuls

Publicado 25/03/2019 18:19:37CET

MADRID, 25 Mar. (EUROPA PRESS) -

La oposición maliense agrupada en el Frente para la Salvaguarda de la Democracia (FSD) ha reclamado este lunes la "dimisión inmediata" del primer ministro del país, Soumeylou Boubèye Maiga, tras el ataque de este sábado en el centro de Malí en el que murieron al menos 134 personas de etnia peul.

"Exigimos la dimisión inmediata del primer ministro", ha señalado en nombre del FDS Soumaila Cissé, principal líder de la oposición y excandidato presidencial, quien ha puesto en duda la "capacidad de las autoridades para garantizar la seguridad de la población".

Cissé ha miniminzado las medidas anunciadas por el Gobierno de Ibrahim Boubakar Keita, quien el domingo decidió cesar a dos generales, entre ellos el jefe del Ejército, además de ordenar la disolución de la milicia Dan Nan Ambassagou, un grupo de autodefensa dogón integrado principalmente por cazadores tradicionales donzo.

Así, según informa la agencia panafricana APA, ha reclamado "ir más allá" y llevar a cabo "investigaciones internacionales y parlamentarias" con el fin de esclarecer lo ocurrido y castigar a los autores.

Entretanto, el presidente se ha desplazado este lunes a la localidad de Ogossagou, donde se produjo el ataque y apenas quedaban habitantes tras los sucesos del sábado. Aquí, ha acudido a la tumba de las víctimas y se ha reunido con algunos de los habitantes, según informa el portal Maliweb.net.

Tras expresarles sus condolencias y tranquilizarles sobre su seguridad, ha visitado a los heridos en el ataque en el hospital de Sévaré al que fueron trasladados.

Por su parte, desde Dan Nan Ambassagou han rechazado su disolución y han negado estar detrás del ataque, del que han sido acusados por una organización comunitaria peul. El grupo fue creado en diciembre de 2016 ante los ataques terroristas en el "país dogón", en referencia a la creciente presencia islamista en el centro de Malí, ha explicado el presidente de la coordinadora del movimiento, Mamadou Goudienkilé, a la emisora RFI.

"Ante la ausencia del Estado y visto que el Ejército no estaba a la altura en la época", los cazadores tradicionales se pusieron bajo el mando de Youssouf Toloba con el objetivo de proteger a los dogón de los ataques yihadistas, ha precisado.

Varias organizaciones de Derechos Humanos les han acusado de cometer abusos contra civiles peul, algo que el grupo ha negado y en septiembre pasado firmó un alto el fuego unilateral con el Gobierno y entabló un proceso de desarme. Sin embargo, según RFI, el alto el fuego está roto y cuentan con unos 40 campamentos en la zona. Sin embargo, Goudienkilé ha asegurado que no son "responsables de esta masacre".

Contador

Para leer más