Actualizado 15/06/2007 20:51 CET

O.Próximo.- Los países árabes temen que la lucha en Gaza se extienda a Cisjordania y desestabilice toda la región

EL CAIRO, 15 Jun. (EP/AP) -

La Liga Árabe temen que la lucha en Gaza se extienda a Cisjordania y desestabilice toda la región, después de que milicianos de Hamás tomaran las instituciones en la Franja de Gaza y el presidente palestino, Mahmud Abbas, disolviera en Gobierno de unidad nacional. Por ello, reclamó el alto el fuego, ya que de otro modo se producirá un desastre.

Los países árabes afirmaron sentirse sorprendidos por una batalla que rápidamente está creando una nueva realidad a las puertas de sus territorios: la división de los territorios palestinos, estando la Franja de Gaza controlada por Hamás y Cisjordania por Al Fatá.

Las autoridades egipcias han enviado efectivos policiales para reforzar la seguridad en la frontera con Gaza, trasladando vehículos blindados y cañones de agua con el objetivo de prevenir una posible huida masiva de palestinos. Mientras, también están buscando en los túneles debajo de la frontera.

Los temores de la Liga Árabe es que la lucha se extienda a Cisjordania, lo que debilitaría a Abbas y, en última instancia, podría afectar a Jordania, según alertó, bajo anonimato, un responsable del Gobierno de este país.

Los combates en Gaza suponen un duro golpe tras meses de intentos por parte de los aliados árabes de Estados Unidos --Egipto, Jordania y Arabia Saudí-- para unir a los palestinos y permitir la reanudación de un proceso de paz con Israel. Los tres países ya han mostrado su total apoyo a Abbas.

Los ministros de Exteriores de los países árabes se comprometieron hoy en El Cairo a mantener reuniones de emergencia ante la situación en los territorios palestinos. El secretario general de la Liga Árabe, Amr Moussa, hizo un llamamiento, advirtiendo de que si los palestinos no apoyan la mediación egipcia, "el resultado puede ser un desastre".

Por su parte, el ministro de Exteriores de Egipto, Ahmed Aboul Gheit, llamó a todas las facciones a "cooperar con la mediación egipcia", pero insistió en que el apoyo de su país estará detrás de Abbas, por lo que reclamó "respeto a la Autoridad Palestina... y a su presidente Mahmud Abbas".