Actualizado 27/07/2007 14:43 CET

Pakistán.- Consejeros de Musharraf le recomendaron una "salida honrosa" tras la restitución del magistrado jefe

ISLAMABAD, 27 Jul. (EUROPA PRESS) -

Los principales consejeros militares del presidente paquistaní, Pervez Musharraf, le recomendaron una "salida honrosa" tras restituir el Tribunal Supremo la semana pasada en su cargo al magistrado jefe del país, Iftikhar Mohamed Chaudhry, después de que éste hubiera sido suspendido por el propio jefe de Estado, según informa hoy el diario paquistaní 'The News'.

Según las fuentes consultadas por el diario, durante los seis días de discusiones con sus principales consejeros militares en Rawalpindi tras ser restaurado Chaudhry en su cargo, estos aconsejaron a Musharraf de que lo mejor para él sería buscar una "salida honrosa". Sin embargo, según estas fuentes el presidente no ha reaccionado por el momento y se espera que tome una decisión tras su regreso de Arabia Saudí.

Sin embargo, en declaraciones a 'The News', el portavoz del presidente, general Rashid Qureshi, calificó de especulación el que los consejeros de Musharraf hubieran recomendado a éste dimitir.

No obstante, las fuentes consultadas por el diario consideran que la ausencia de Musharraf de actos públicos desde el importante veredicto del Supremo ha planteado dudas entre la clase política y los medios de comunicación. De hecho, se cree que su viaje a Arabia Saudí y Emiratos Arabes Unidos, que inicialmente no estaba previsto, ha hecho crecer las especulaciones de que el presidente estaría buscando la ayuda de los saudíes.

Una de las fuentes indicó a 'The News' que Musharraf no esperaba que el Supremo reinstaurara a Chaudhry en su cargo, después de que el presidente le suspendiera en marzo acusándole de abuso de poder, por lo que el veredicto fue una verdadera conmoción para el jefe de Estado. De ahí que durante su retiro de seis días en Rawalpindi junto a sus consejeros militares y civiles, el presidente intentara buscar la forma de fomentar su esperanza de reelección para los próximos cinco años.

Preguntado sobre el silencio del presidente desde la decisión del Supremo, su portavoz se limitó a decir que Musharraf ha estado ocupado cumpliendo con sus obligaciones rutinarias como jefe de Estado.