Actualizado 18/12/2018 17:03

El Parlamento aprueba a otros tres ministros en medio de las disputas sobre la formación del Gobierno en Irak

El primer ministro de Irak, Adel Abdul Mahdi, ante el Parlamento
REUTERS / HANDOUT . - Archivo

MADRID, 18 Dic. (EUROPA PRESS) -

El Parlamento de Irak ha aprobado este martes a tres de los cinco candidatos a ocupar distintas carteras en el nuevo Gobierno iraquí tras varias semanas de estancamiento en las conversaciones, si bien aún quedan otros tres ministerios clave por otorgar.

El organismo ha confirmado a Qusay al Suhail al frente de Educación Superior, a Nuri al Dulaimi al frente de Planificación y a Abdulamir al Hamdani al frente de Cultura, según ha informado la cadena de televisión iraquí Al Sumaria.

Sin embargo, las candidatas para ocupar los ministerios de Educación y Desplazados y Migraciones, Saba Jairadín y Hana Immanuel Gorgi, respectivamente --las únicas mujeres nominadas para cargos en el nuevo Ejecutivo--, no han conseguido los votos necesarios para entrar a formar parte de la Administración de Adel Abdul Mahdi.

El Parlamento ha reclamado por ello otros dos candidatos para esas carteras. Asimismo, siguen sin otorgarse las de Interior, Defensa y Justicia, que ni siquiera han sido sometidas a votación durante la jornada.

Uno de los principales motivos de la falta de acuerdo sobre los integrantes del Gobierno son los desacuerdos entre los bloques Islá y Bina, encabezados por el clérigo chií Muqtada al Sadr y el líder miliciano chilí Hadi al Amari, respaldado por Irán.

El Parlamento ya había dado el visto bueno a gran parte del Ejecutivo el 25 de noviembre, si bien estas disputas han provocado que el resto de sesiones se saldaran sin acuerdo, en medio de la crisis política y económica que sacude al país.

Abdul Mahdi fue nombrado como primer ministro designado el 2 de octubre, apenas dos horas después de que el Parlamento eligiera a Barham Salí como nuevo presidente del país.

Al Sadr, cuya coalición se hizo con la victoria en las parlamentarias, reclamó el 4 de octubre a los miembros de su bloque parlamentario que no acepten cargos en ministerios en el nuevo Gobierno y dio un año de margen al nuevo Ejecutivo para aplicar reformas.

En este sentido, manifestó que dará "un año" de margen al nuevo primer ministro para demostrar que es capaz de sacar adelante una agenda de reforma y mejorar la situación socioeconómica en el país.

Más información