El PE pide a la UE auditar si Facebook protege los datos de los usuarios y medidas contra la injerencia electoral

FILE PHOTO: Facebook logo is seen  at a start-up companies gathering at Paris' S
REUTERS / PHILIPPE WOJAZER - Archivo
Publicado 10/10/2018 17:30:37CET

BRUSELAS, 10 Oct. (EUROPA PRESS) -

La Comisión de Libertades Civiles, Justicia e Interior de la Eurocámara (LIBE) ha reclamado este miércoles una auditoría completa de la Unión Europea a Facebook para comprobar si protege los datos de los usuarios y medidas para impedir las injerencias en las elecciones a través de los medios sociales tras el escándalo de Cambridge Analytica, en una resolución aprobada por 41 votos a favor, diez en contra y una abstención, que será sometida al pleno a finales de octubre.

El fundador y CEO de Facebook, Mark Zuckerberg, pidió disculpas el pasado mes de mayo en la Eurocámara por la filtración de datos y uso con fines de propaganda política de los datos de al menos 87 millones de usuarios de Facebook sin la debida autorización por parte de Cambridge Analytica y prometió medidas para garantizar la seguridad de los datos de los usuarios, aunque avisó que llevaría "tiempo". Cambridge Analytica trabajó para la campaña del presidente Donald Trump en 2016 y su información fue utilizada para impulsar la campaña por el Brexit.

En el texto, los eurodiputados critican que la empresa estadounidense no ha llevado a cabo una auditoría interna completa, tal y como prometió tras el escándalo de Cambridge Analytica, y se han hecho eco del ciberataque que sufrió la compañía el pasado 28 de septiembre, que afectó a 50 millones de cuentas.

Por ello, han reclamado a Facebook que autorice a la Agencia de la UE para la Seguridad de las Redes y de la Información (ENISA) y al Supervisor Europeo de Protección de Datos a llevar a cabo "una auditoría completa e independiente" para comprobar si protege los datos de los usuarios y le han instado a emprender "modificaciones sustanciales en su plataforma" para cumplir con las normas europeas de protección de datos.

"Esta resolución deja claro que esperamos que se tomen medidas para proteger el derecho de los ciudadanos a una priva privada, la protección de datos y la libertad de expresión", ha subrayado el presidente de la comisión, el diputado laborista británico, Claude Moraes, que ha insistido en que "las mejoras" que se han hecho desde el escándalo de Cambridge Analytica "no van suficientemente lejos" como ha puesto de relieve el último ciberataque.

PIDEN SUSPENDER ACUERDO DE TRANSFERENCIA DE DATOS CON EEUU

Los eurodiputados piden a todas las instituciones, agencias y organismos de la UE que verifiquen que sus redes sociales no pongan "en riesgo" los datos personales de los ciudadanos que contactan con ellos y apuntan a la posibilidad de "considerar cerrar sus cuentas de Facebook" para protegerlos en caso necesario.

En este contexto, han reclamado a la Comisión Europea que suspenda el acuerdo Private Shield dado que las autoridades estadounidenses han incumplido sus términos.

El acuerdo --que fue renegociado en 2016 a raíz del escándalo del espionaje masivo a ciudadanos europeos por parte de la Inteligencia estadounidense relevado por el exanalista de la Agencia de Seguridad Nacional (NSA) Erdward Snowden-- autoriza la transferencia de datos personales de usuarios europeos a Estados Unidos por motivos comerciales a cambios de garantías de protección de sus datos por parte de las empresas estadounidenses.

MEDIDAS CONTRA LA INJERENCIA ELECTORAL A TRAVÉS DE LAS REDES

En el texto, también han reclamado medidas para impedir las injerencias en procesos electorales y piden que los Gobiernos europeos investiguen el presunto uso de las redes sociales por actores extranjeros para ello, con el apoyo de Europol en caso necesario.

Los eurodiputados constatan que la normativa general de protección de datos y las nuevas normas europeas sobre financiación de partidos políticos europeos ya prevén sanciones para quienes violen las normas de protección de datos para influir en los resultados electorales.

Pero también piden combatir la injerencia electoral a través de las redes sociales aplicando las salvaguardas electorales convencionales como las normas de transparencia, los límites de financiación, el respeto de los periodos de reflexión o silencio o el tratamiento equitativo de los candidatos y medidas para que los ciudadanos reconozcan fácilmente la publicidad electoral política y sepan la organización que la financia.

Asimismo, plantean prohibir la elaboración de perfiles por motivos electorales --incluido el uso en Internet que pueda revelar preferencias políticas de una persona-- y reclaman que las redes sociales etiqueten el contenido compartido por bots y el cierre más rápido de las cuentas falsas. También reclaman auditorías obligatorias posteriores a las campañas para verificar la eliminación de los datos personales utilizados y más transparencia en los datos procesados con algoritmos.

Por último, reclaman adaptar las normas sobre competencia a la era digital, analizar el posible monopolio de las plataformas de medios sociales en la actualidad e investigar el sector publicitario en las redes sociales.