Publicado 05/07/2020 13:42:42 +02:00CET

Putin describe las enmiendas constitucionales como "un paso en la dirección correcta"

El presidente de Rusia, Vladimir Putin
El presidente de Rusia, Vladimir Putin - -/Kremlin/dpa

MADRID, 5 Jul. (EUROPA PRESS) -

El presidente de Rusia, Vladimir Putin, ha resaltado que las recientes enmiendas a la Carta Magna, que entraron en vigor el 4 de julio, y en particular las referidas a la estructura territorial del país, son un paso en la dirección correcta al contribuir al desarrollo a largo plazo del Estado ruso.

Las modificaciones a la Carta Magna especifican los nuevos requisitos que debe cumplir el presidente, los miembros del Gobierno y el Parlamento y los cargos relacionados con la soberanía y la seguridad nacional, establecen las garantías sociales del Estado ante los ciudadanos, modifican las funciones del Ejecutivo y el Legislativo, prohíben la secesión de los territorios de la Federación de Rusia y fortalecen el estatus del idioma ruso, entre otros aspectos.

Además, las enmiendas limitan a dos el máximo de mandatos presidenciales de seis años que la misma persona puede ocupar, pero esto no se aplica "a la persona que ejerza o haya ejercido el cargo de presidente de Rusia en el momento de la entrada en vigor" de los cambios, es decir a Putin y a Dimitri Medvédev, quien se desempeñó como jefe de Estado ruso entre 2008-2012.

"Estas enmiendas contribuirán a fortalecer nuestro Estado y sentarán las condiciones para un desarrollo consecuente durante décadas", ha asegurado en una entrevista con el canal de televisión Rossiya 1, recogida a su vez por la agencia oficial de noticias rusa, Sputnik.

Cuando se le preguntó sobre los errores del pasado que le gustaría evitar, el líder ruso mencionó lo ocurrido en 1922, cuando se proclamó la creación de la Unión Soviética y se consagró el derecho de las repúblicas a la secesión sin que se detallara el procedimiento correspondiente.

Fue "una bomba de espoleta retardada", según Putin, porque eran "una cantidad enorme de territorios que eran tradicional e históricamente rusos" y, al separarse, pudieron llevarse estos "regalos del pueblo ruso", afirmó.

La UE ha pedido que se investiguen las acusaciones de "irregularidades" en el referéndum para la reforma constitucional en Rusia, insistiendo en que, aparte de los cambios relevantes que se introduzcan en el sistema ruso, se mantengan los contrapesos a la Presidencia del país, en la que Vladimir Putin se puede perpetuar tras esta consulta.

En rueda de prensa en Bruselas, el portavoz comunitario Peter Stano ha señalado que la campaña del referéndum no se ha podido realizar con normalidad, lo que ha perjudicado a la celebración de una "discusión adecuada" sobre los importantes cambios que se sometían a votación.

Según la Comisión Electoral rusa, el 77,92 por ciento de los votantes han respaldado las enmiendas constitucionales que incluyen, como medida clave, permitir a Putin optar a su reelección en 2024, mientras que el 21,27 por ciento se ha pronunciado en contra.

Para leer más