Qatar asegura que Israel y Hamás no irán a una guerra a pesar del aumento de tensiones en la región

Publicado 25/08/2019 1:03:48CET

GAZA, 25 Ago. (Reuters/EP) -

El enviado de Qatar a Gaza, Mohammad al Emadi, ha asegurado este sábado que Israel y el movimiento islamista palestino Hamás no tienen ninguna intención de ir a la guerra a pesar del aumento de tensiones en la región.

"Ambas partes están comprometidas con la tregua y no tienen ninguna intención de guerra", ha señalado durante su visita a la Franja de Gaza, varias horas después de que al menos 127 personas hayan resultado heridas después de que las fuerzas de seguridad israelí reprimiesen una protesta cerca de la frontera en Gaza, según fuentes médicas locales que incluyen entre las personas heridas a tres médicos y un menor de edad.

Las autoridades de Egipto y Qatar mediaron junto con Naciones Unidas para lograr en mayo un alto el fuego entre Hamás e Israel tras el peor recrudecimiento de los enfrentamientos en Gaza desde 2014. Mientras tanto, el primer ministro de Israel, Benjamín Netanyahu, ha sido acusado en las últimas semanas por sus rivales de no hacer lo suficiente para hacer frente a Hamás.

Israel retiró a sus tropas del enclave costero en 2005, pero mantiene el territorio bajo un bloqueo naval, alegando motivos de seguridad. Por su parte, Israel y Egipto, que también comparte frontera con Gaza, aplican un estricto control a sus cruces terrestres con la franja.

El bloqueo israelí-egipcio ha llevado a la economía de Gaza --donde viven unos dos millones de palestinos-- al borde del colapso. Los recientes recortes de la ayuda exterior y las sanciones de la Autoridad Palestina, rival de Hamás en la Cisjordania ocupada por Israel, han empeorado la situación.

"Ambas partes no tienen intenciones de ir a la guerra, pero hay falta de dinero y la situación humanitaria es mala", ha señalado Emadi. "Si la gente se siente financieramente cómoda, el fantasma de la guerra desaparecerá por completo", ha aseverado.

En los últimos años, Qatar ha destinado más de 1.000 millones de dólares a proyectos de asistencia en Gaza, donde las tasas de pobreza y desempleo son elevadas.

En junio, el jefe de Hamás, Ismail Haniyeh, anunció que se construiría un nuevo hospital, zonas industriales y una nueva línea eléctrica en Gaza como parte del acuerdo de tregua con Israel. Emadi ha asegurado que la construcción del hospital podría comenzar pronto.

El acuerdo, negociado por Egipto, Qatar y las Naciones Unidas, no ha sido reconocido públicamente por Israel, que considera a Hamás una organización terrorista y evita las negociaciones directas.

Para leer más