Actualizado 19/09/2017 18:17 CET

Reino Unido suspende su colaboración con el Ejército birmano por la represión de los rohingya

Refugiados rohingya en un campo de Bangladesh
REUTERS / DANISH SIDDIQUI

LONDRES, 19 Sep. (Reuters/EP) -

El Gobierno de Reino Unido ha anunciado este martes la suspensión del programa de formación de las Fuerzas Armadas de Birmania en respuesta a la escalada de tensiones en el estado de Rajine, de donde han huido ya unos 400.000 rohingya debido a la represión de las fuerzas oficiales.

Las organizaciones defensoras de los Derechos Humanos han acusado al Ejército birmano y a milicianos budistas de cometer todo tipo de abusos contra la minoría musulmana a raíz de un ataque cometido por insurgentes el 25 de agosto. Al menos 400 personas habrían muerto desde entonces.

"En vista de la actual violencia en el estado birmano de Rajine, la creciente crisis humanitaria que ha causado y nuestra profunda preocupación por los abusos de los Derechos Humanos que se están cometiendo, hemos decidido suspender los cursos ofrecidos al Ejército hasta que haya una resolución aceptable de la situación actual", ha explicado un portavoz del Ejecutivo de Theresa May.

En este sentido, Londres ha instado a las fuerzas birmanas a adoptar medidas "inmediatas" para "detener la violencia" y "garantizar la protección de todos los civiles", al tiempo que ha reclamado "pleno acceso" para la ayuda humanitaria.