Rohani llama a la unidad para superar la "guerra económica" de EEUU contra Irán

Publicado 29/08/2019 2:48:44CET
El presidente de Irán, Hasán Rohani
El presidente de Irán, Hasán Rohani - Ebrahim Seydi/Iranian Presidency / DPA - Archivo

DUBÁI, 29 Ago. (Reuters/EP) -

El presidente de Irán, Hasán Rohani, ha pedido este miércoles a los ciudadanos que se unan para superar una "guerra económica" librada por Estados Unidos, mientras su Gobierno ha señalado que usaría la diplomacia para tratar de resolver el enfrentamiento, aunque desconfía del mandatario estadounidense, Donald Trump.

Las tensiones entre Teherán y Washington han aumentado desde que Trump se retiró del acuerdo nuclear de 2015 y volvió a imponer sanciones contra Irán.

"Necesitamos unirnos para luchar y ganar esta guerra económica que Estados Unidos ha lanzado contra Irán", ha manifestado Rohani en un discurso televisado.

El mandatario iraní afirmó este martes que no habría conversaciones con Estados Unidos hasta que se levanten todas las sanciones impuestas contra Teherán.

Desde que abandonó el acuerdo en 2018, Trump ha seguido un apolítica de "máxima presión" para tratar de forzar a Irán a mantener conversaciones más amplias para restringir su programa de misiles balísticos y poner fin a su apoyo a las fuerzas del poder en todo Oriente Próximo.

Irán, que poco a poco ha ido incumpliendo el acuerdo nuclear en represalia a las sanciones estadounidenses, ha amenazado con nuevas violaciones a principios de septiembre a menos que se reduzcan las sanciones.

El portavoz del Gobierno iraní, Ali Rabie, ha afirmado este miércoles que "teniendo en cuenta los rasgos personales de Donald Trump, no confiamos en él. Sin embargo, Irán nunca ha abandonado la diplomacia, pero estamos decididos a perseguirla como igual de Estados Unidos".

En Washington, el secretario de Defensa, Mark Esper, ha subrayado que había comenzado una iniciativa de seguridad marítima liderada por Estados Unidos en el Golfo.

Hasta el momento, Reino Unido, junto a Australia y Bahréin, se han unido a Estados Unidos en un movimiento para proteger a los buques mercantes tras la captura en julio por parte de Irán de un petrolero británico en el estrecho de Ormuz.

Esper ha añadido que la presencia de Estados Unidos y sus aliados en la región hasta ahora había disuadido a Irán de tomar más medidas.