Publicado 27/12/2021 18:10CET

Rusia anuncia apoyo militar a Tayikistán para controlar su frontera con Afganistán

Archivo - Un hombre vende banderas de los talibán en un puesto en las calles de Kabul.
Archivo - Un hombre vende banderas de los talibán en un puesto en las calles de Kabul. - Oliver Weiken/dpa - Archivo

MADRID, 27 Dic. (EUROPA PRESS) -

El presidente de Rusia, Vladimir Putin, le ha manifestado su "inquietud" a su homólogo de Tayikistán, Emomali Rahmon, con respecto a la actual situación de seguridad en torno a la frontera tayika con Afganistán, por lo que ha anunciado el envío de armamento y equipos militares.

"Tayikistán es uno de los aliados más fiables y leales de Rusia, estamos desarrollando relaciones muy intensamente en todas las áreas, incluidas las cuestiones de seguridad", ha señalado el mandatario ruso en una reunión que ambos jefes de Estado han mantenido este lunes.

"En la actualidad, la situación a lo largo de la frontera con Afganistán (...) es motivo de inquietud y preocupación", ha incidido Putin, quien ante lo cual ha anunciado más apoyo a Tayikistán en materia de defensa y de sus capacidades militares para mantener el control de sus fronteras.

"Se han suministrado armas y equipos necesarios para reforzar a las Fuerzas Armadas de Tayikistán a fin de que pueda hacer frente de manera eficaz a cualquier amenaza desde fuera", ha dicho Putin, según recoge la agencia de noticias Sputnik.

Por su parte, el presidente Rahmon ha puesto de relieve el interés de Tayikistán en colaborar "estrechamente" con Moscú respecto a distintos aspectos, aunque ha remarcado de manera especial el problema de seguridad que representa el actual momento que vive Afganistán con la llegada al poder de los talibán.

Las relaciones entre la comunidad internacional y Afganistán no pasan por su mejor momento desde que a mediados del pasado de agosto, los talibán irrumpieran en la capital, Kabul, para tomar el control de un país cuyas autoridades no supieron defender tras la salida anunciada de Estados Unidos y sus socios.

Desde la caída entonces del presidente Ashraf Ghani, la presión internacional ha congelado los activos de las autoridades afganas en el exterior y ha supeditado la ayuda humanitaria a la puesta en marcha de avances significativos de los talibán en materia de inclusión y Derechos Humanos, en especial los relacionados con las mujeres y las niñas del país.