Rusia recalca su compromiso con los Acuerdos de Minsk en Ucrania tras el asesinato de Zajarchenko

Publicado 03/09/2018 15:10:33CET

MADRID, 3 Sep. (EUROPA PRESS) -

El Gobierno de Rusia ha recalcado este lunes su compromiso con los Acuerdos de Minsk, días después del asesinato de Alexander Zajarchenko, líder de la autoproclamada República Popular de Donetsk (RPD).

"Tras el atentado terrorista es complicado dialogar con Ucrania (...) pero eso no significa que Rusia se retira del proceso de Minsk", ha sostenido el portavoz del Kremlin, Dimitri Peskov, según ha informado la agencia rusa de noticias Sputnik.

Sin embargo, ha resaltado que el asesinato de Zajarchenko mina los esfuerzos de Moscú para la aplicación de los acuerdos. "El presidente (ruso Vladímir) Putin hace lo posible para agilizar el proceso de Minsk, pero semejantes actos terroristas no contribuyen, de ninguna manera, a este proceso", ha zanjado.

El Ministro de Defensa de la autoproclamada RPD, Vladimir Kononov, declaró el sábado que las autoridades de la república no permitirán un agravamiento del conflicto en Donbás, la región separatista del este de Ucrania, tras la muerte de Zajarchenko a causa de la explosión de una bomba en una cafetería.

Después de la muerte del líder republicano, los representantes de la república denunciaron intentos por parte de Kiev de provocar una agudización de la situación mediante vuelos intencionales de helicóptero a lo largo del frente.

El Servicio de Seguridad de Ucrania (SBU) ha negado cualquier responsabilidad en el ataque contra Zajarchenko, respondiendo así a las acusaciones de Rusia y los separatistas ucranianos.

"Los servicios especiales ucranianos no tienen nada que ver con esto", ha dicho la portavoz del SBU, Elena Guitlianskaya, según la agencia de noticias UNN. En su opinión, el ataque se debe a "las guerras entre los cabecillas" de los insurgentes prorrusos en Donetsk.

La portavoz del Ministerio de Exteriores de Rusia, Maria Zajarova, acusó al "régimen de Kiev" de organizar el ataque contra Zajarchenko y pidió a la comunidad internacional que ponga en marcha y supervise una "investigación imparcial" para confirmarlo.