26 de febrero de 2020
 
Publicado 02/03/2015 8:40:44CET

Rusia y Ucrania se reúnen este lunes en Bruselas con la UE para tratar de zanjar la nueva disputa del gas

BRUSELAS, 2 Mar. (EUROPA PRESS) -

Los ministros de Energía de Rusia y Ucrania, Alexandr Novak y Vladimir Demchishin, se reunirán este lunes en Bruselas para tratar de resolver bajo la mediación de la UE su nueva disputa sobre el gas, que se ha agravado a raíz del cese de suministro por parte de Kiev a las regiones de Donetsk y Lugansk.

"La trilateral se ha confirmado para el lunes 2 de marzo. La cuestión principal en la agenda es la aplicación del paquete de invierno" pactado en octubre, ha anunciado en rueda de prensa la portavoz de Energía del Ejecutivo comunitario, Anna-Kaisa Itkonen, que ha precisado que la reunión será por la tarde.

El desacuerdo sobre gas entre Ucrania y Rusia se ha agravado de nuevo tras la decisión de Kiev de cortar el suministro energético a las regiones separatistas de Lugansk y Donetsk, alegando daños en los gasoductos, mientras que Rusia ha considerado que se ha hecho de forma deliberada, cuestión en la que la Comisión Europea ha rechazado tomar "una posición".

El presidente ruso, Vladimir Putin, ha calificado de "genocidio" el corte de suministro a las regiones separatistas y le advirtió de que si Kiev no paga el gas que adquiere a Rusia, la empresa gasística rusa Gazprom cortará el suministro, lo que podría plantear problemas para el tránsito hacia Europa. Gazprom ya ha anunciado que cortará el suministro a Ucrania este fin de semana.

"Somos conscientes de la importancia y urgencia de la situación. Y por eso hemos convocado esta reunión", ha explicado la portavoz, que ha rechazado polemizar por el anuncio del gigante de gas ruso, antes de la trilateral.

"La Comisión espera que ambas partes respeten ahora el paquete de inverno y respete también que el flujo de gas a la Unión Europea sigue siendo el normal", ha apostillado la portavoz, que ha insistido en que "la cuestión principal" a discutir el lunes "es la aplicación del paquete de inverno" por ambas partes. "Y luego veremos cómo avanzamos", ha zanjado.

El vicepresidente de la Comisión Europea responsable de la Unión Energética, Maros Sefcovic, propuso a ambas partes el miércoles no cuestionar "de ninguna manera" el acuerdo cerrado meses atrás y "que la cuestión de los suministros a las territorios de Donetsk y Lugansk y la cuestión del coste se traten separadamente". Y pidió "garantías de que el tránsito de gas a la Unión Europea funciona como ha estado funcionando hasta ahora".

Alrededor de un tercio del gas que consume la UE, que ya ha vividos sendas crisis de gas en 2006 y 2009, proviene de Rusia y aproximadamente la mitad viene a través de Ucrania.

Rusia cortó el suministro de gas a Ucrania a mediados de junio debido a las facturas impagadas de Kiev y el desacuerdo sobre el precio de suministros futuros, aunque ambas partes cerraron el 30 de octubre un acuerdo gracias a la mediación de Bruselas para poner fin a la guerra del gas y garantizar la seguridad de suministro durante el invierno, hasta marzo de 2015.

En virtud del pacto, Kiev se comprometía a pagar antes de acabar el 2014 en dos pagos un total de 3.100 millones de dólares en concepto de facturas de gas atrasadas y Gazprom, a suministrar gas a Ucrania por un precio de 385 dólares por 1.000 metros cúbico previo pago adelantado por Kiev.

CENTRARSE EN CUMPLIR ACUERDOS DE MINSK

Al margen de la disputa sobre el gas, la Unión Europea ha exigido de nuevo el pleno cumplimiento de los acuerdos de Minsk. "Hemos visto informaciones de que las dos partes retiran armas y esto es un paso en la buena dirección, pero todavía no es el fin. Es muy importante que veamos el cese el fuego, que sea respetado por todos. Y sin excepción porque sigue habiendo casos donde vemos violencia", ha agregado en la misma rueda de prensa la portavoz de la Alta Representante de Política Exterior y de Seguridad Común de la UE, Maja Kocijancic.

"No nos centramos en posibles medidas restrictivas. El foco está muy claramente en la aplicación de los acuerdos de Minsk", ha apostillado, insistiendo en la importancia de que la misión de supervisión de la OSCE tenga "el acceso necesario para verificar" sobre el terreno, tal y como trasladó ayer la jefa de la diplomacia europea, Federica Mogherini, al ministro de Exteriores ruso, Sergei Lavrov, en una conversación telefónica.

Kocijancic si ha recalcado que el trabajo "preparatorio" para más sanciones contra Rusia está en marcha. "No voy a especular sobre qué medidas posibles la Unión Europea puede o no adoptar", algo que compete aprobar a los Veintiocho por unanimidad, ya sea a nivel ministerial o de líderes, ha zanjado, preguntada por la posibilidad de vetar el sistema financiero Swift para Rusia.

Para leer más