Actualizado 21/08/2007 08:35 CET

Tailandia/Laos.- ACNUR denuncia las "condiciones inhumanas" que sufren los refugiados Hmong detenidos en Tailandia

NUEVA YORK, 21 Ago. (EUROPA PRESS) -

El Alto Comisionado de Naciones Unidas para los Refugiados (ACNUR) expresó su preocupación por las condiciones de los refugiados de la etnia laosiana Hmong detenidos en Tailandia, aunque también se mostró aliviado por la decisión de estos de interrumpir la huelga de hambre que llevaban a cabo.

La directora de ACNUR para Asia y el Pacífico, Janet Lim, señaló que los miembros de la agencia están "alarmados y profundamente preocupados por las condiciones de detención de los refugiados, las cuales se han degradado en las últimas semanas.

En un comunicado publicado ayer en Ginebra, Lim denunció que hay 90 niños entre los detenidos --incluidos bebés nacidos en el centro de detención-- y que todos ellos sufren "condiciones inhumanas", en dos celdas en las que ni siquiera entra luz natural. Por ello, ACNUR solicitó a las autoridades tailandesas que los refugiados sean puestos en libertad.

Los detenidos comenzaron el pasado jueves una huelga de hambre para protestar por las condiciones de su detención, ocurrida el 17 de noviembre de 2006. ACNUR, que identificó al grupo como necesitados de protección internacional, logró impedir la extradición de los refugiados a Laos, no así que fueran trasladados al centro de detención de Nong Khai, en la frontera.