31 de marzo de 2020
 
Publicado 21/02/2020 22:47:29 +01:00CET

Trudeau rechaza las protestas indígenas contra el gaseoducto: "Llevamos dos semanas de bloqueos y esto tiene que parar"

El primer ministro canadiense, Justin Trudeau.
El primer ministro canadiense, Justin Trudeau. - Eric Demers - Archivo

MADRID, 21 Feb. (EUROPA PRESS) -

El primer ministro de Canadá, Justin Trudeau, ha lamentado este viernes que las manifestaciones y bloqueos de carreteras y vías ferroviarias llevadas a cabo por los indígenas en señal de protesta contra la construcción de un gaseoducto continúen tras dos semanas y ha subrayado que los "bloqueos y barricadas tienen que parar".

En una rueda de prensa dada tras una reunión de su Gabinete, Trudeau ha tildado la situación de "inaceptable e insostenible" y ha pedido a los indígenas detenerse ante la "preocupación de todos", según ha informado la cadena de televisión CBC.

"Los canadienses han sido pacientes, nuestro Gobierno ha sido paciente. Pero han pasado dos semanas y esto tiene que terminarse", ha recalcado el dirigente canadiense, que ha descartado en todo momento la intervención policial y ha instado al diálogo entre las partes.

En este sentido, ha manifestado que el Gobierno ha mantenido conversaciones directas con líderes indígenas y jefes comunitarios para alcanzar una "solución pacífica y duradera" a la crisis, que ha provocado la suspensión del servicio ferroviario en gran parte del país y ha afectado principalmente a comerciantes y agricultores en el este del país.

"Esta idea no ha cambiado. Este es un asunto complicado y la situación en la que nos encontramos es delicada", ha afirmado Trudeau antes de expresar que "la Historia ha enseñado cómo los gobiernos pueden hacer que las cosas empeoren".

Así, ha arremetido contra aquellos que han pedido a Ottawa "hacer uso de la fuerza de forma inmediata", una clara alusión a los miembros de la oposición, y ha reiterado que su principal objetivo es el "diálogo y el respeto mutuo". "Cuando otros nos han pedido rendirnos hemos extendido la mano de buena fe", ha añadido.

Las palabras de Trudeau han tenido lugar después de que el ministro de Seguridad Pública de Canadá, Bill Blair, informara de que la Real Policía Montada de Canadá (RCMP por sus siglas en inglés) ha ofrecido retirarse del territorio indígena de los Wet'suwet'en en la provincia de Columbia Británica mientras continúan las conversaciones con el Gobierno sobre las protestas y bloqueos por la construcción de un gaseoducto, que tendrá 600 kilómetros de largo y atravesará tierras indígenas.

La condición que habían puesto en un inicio los indígenas para reunirse con altos cargos a nivel nacional y provincial era la retirada de la Policía de sus territorios. Sin embargo, Blair no ha podido confirmar si estos tienen previsto aceptar la oferta.

Las protestas, que también han levantado la polémica entre la propia comunidad indígena, han provocado que 1.500 trabajadores ferroviarios han sido suspendidos de empleo y sueldo de forma temporal.

Para leer más