Actualizado 15/05/2007 21:54 CET

UE.-Bono y Barroso advierten que la condonación de deuda como AOD puede hacer disminuir la ayuda a países en desarrollo

BRUSELAS, 15 May. (EUROPA PRESS) -

El cantante del grupo U2, Bono, y el presidente de la Comisión Europea, José Manuel Durao Barroso, advirtieron hoy de que la condonación de deuda externa a los países en desarrollo que algunos Gobiernos contabilizan como ayuda oficial al desarrollo (AOD) puede tener un efecto perverso, que en unos años la cuantía de esta segunda disminuya.

Bono y Barroso volvieron a reunirse este martes en Bruselas, después del encuentro que mantuvieron hace casi dos años antes de la reunión del G-8 en Gleaneagles (Escocia). En esta ocasión, la reunión tuvo lugar antes de un nuevo encuentro de los países más industrializados, entre el 6 y 8 de junio en la ciudad alemana de Heilingendamm.

En la rueda de prensa posterior, tanto Bono como Barroso se refirieron a las cancelaciones de deuda que llevan a cabo algunos países y que identifican como si fuera AOD.

Barroso destacó que la UE continúa en el "camino" de cumplir sus objetivos de ayuda, que ascienden al 0,56% del PIB de la UE en 2010 hasta llegar a uno de los Objetivos del Desarrollo del Milenio, el 0,7% en 2015.

No obstante, señaló que "no todos" los países de la UE han logrado de modo individual estos objetivos, mientras que, añadió, "otros lo hicieron por medio de la condonación de la deuda" externa. "Está bien", dijo Barroso, antes de advertir de que, sin embargo, esta práctica supone "un peligro importante" porque puede provocar "que el próximo año y el próximo, el gasto global en AOD disminuya".

Por su parte, Bono se mostró "preocupado" en particular por el intercambio de este tipo que se hace en Francia e Italia y afirmó que "la condonación de la deuda se ha empleado para incrementar las cifras (de la AOD)". Aunque también destacó la importancia de anular la deuda externa de los países más pobres -gracias a lo que, recordó, "20 millones de niños en África van a colegio"--, afirmó que hay que tener "cuidado" con "este tipo de pagos".

En términos generales, Bono y Barroso confirmaron el interés mutuo, y también de la UE, por África y por promover allí el desarrollo, porque, según el cantante de U2, "nuestro vecino está ardiendo".

Ambos coincidieron también al subrayar que la ayuda a África no solo en beneficio de este continente, sino que también es una cuestión de "inteligencia" y "estrategia", dijo Bono, que aludió, por ejemplo, a "la tensión por los extremismos religiosos", lo que hace que sea "bueno llevar a los niños al colegio, invertir en África", pero no únicamente de la manera "comercial" en la que lo hace China en la actualidad.

En su intervención ante la prensa, Bono subrayó la personalidad de Barroso, que dijo "tiene visión", y afirmó que "somos muy afortunados por tener a este hombre a la cabeza de Europa".