Arriaga niega que las obras de carreteras estén paralizadas y sin financiación

Actualizado 27/11/2019 14:21:01 CET

SANTA CRUZ DE TENERIFE, 27 Nov. (EUROPA PRESS) -

El vicepresidente del Cabildo de Tenerife, Enrique Arriaga, ha negado que las obras de carreteras previstas para este año estén paralizadas desde hace meses y sin financiación, y ha anunciado la puesta en marcha de una unidad de contratación con el objetivo de que los procesos de licitación pasen a durar de dos años a seis meses o incluso menos.

Así lo ha manifestado en una rueda de prensa en la que ha comparecido junto al director insular de Carreteras, Tomás García, a raíz de las manifestaciones del portavoz de CC-PNC en el Cabildo, Carlos Alonso, quien ha denunciado la "total paralización" de once proyectos redactados por 45,8 millones.

El también consejero de Carreteras ha aclarado que no se ha paralizado "absolutamente nada" y consideró "lamentable" que por parte de Carlos Alonso "se juegue con los conductores que lo están pasando mal en el día a día en las carreteras y que se les dé una noticia completamente falsa que al final crea desasosiego en la población".

Enrique Arriaga ha señalado que desde que tomó posesión, hace cuatro meses, se ha encontrado un "cuello de botella y una madeja administrativa" respecto a los proyectos y las licitaciones en el área de Carreteras, pues "todo estaba retrasado y no había organización interna dentro del personal, lo que motivaba que las licitaciones tardasen prácticamente dos años en salir adelante".

Ante esta situación, se ha decidido reorganizar los servicios de licitación y contratación y la oficina técnica, de tal manera que donde antes había una sola persona ahora van a haber 16 trabajadores que van a agilizar toda la contratación del Área de Carreteras y Movilidad y que empezará a funcionar el próximo lunes.

Asimismo, el consejero indicó que se ha reunido con colectivos y alcaldes de la isla con el objetivo de ordenar las 200 actuaciones detalladas en los estudios del servicio técnico de Carreteras en función a la prioridad de las mismas.

Arriaga también ha criticado las declaraciones de Carlos Alonso acerca de que las cuentas autonómicas para el año 2020 son "malas" para Tenerife porque "se reducen partidas como la de carreteras, que pasan de 57 a 33 millones de euros". A este respecto, ha querido dejar claro que no se puede "vender a la gente" que la falta de dinero está retrasando la ejecución de las obras de carreteras, toda vez que el problema "no es el dinero, sino la capacidad de ejecución que tienen las administraciones".

ONCE OBRAS EN EJECUCIÓN.

En cuanto a la situación actual, el vicepresidente del Cabildo detalló que ahora mismo hay once obras en ejecución y para el año 2020 están presupuestadas y planificadas 90 actuaciones por valor de 45 millones de euros. Añadió, además, que por la "mala gestión" del gobierno anterior se han dejado de ejecutar 90 millones en inversiones que se han destinado a deuda, lo que ha llevado a perder 22 millones de euros en el presupuesto de 2020 en lo que respecta a carreteras.

Para intentar compensar esta pérdida, Enrique Arriaga explicó que se han sacado para el próximo año diez actuaciones, principalmente de reasfaltado de carreteras, por valor de unos 15 millones de euros, que se van a gestionar como inversiones financieramente sostenibles. Estas obras se pondrán en marcha en el mes de junio.

El consejero ha recordado que para resolver el problema de los atascos en la TF-5 hay tres actuaciones fundamentales: el tercer carril de acceso a Santa Cruz entre Guamasa y el Aeropuerto, que ya está en marcha e incluye la demolición del puente de Los Rodeos, donde va una glorieta elevada; el carril bus-vao entre Guamasa y Los Realejos, una obra "muy compleja" cuyo proyecto está pendiente de licitación y que no estaría terminada hasta dentro de ocho o nueve años, y el bypass del Aeropuerto Tenerife Norte.

Por otro lado, comentó que el Cabildo también está en conversaciones con la Dirección General de Tráfico (DGT) en aras de suscribir un convenio que permita dar uso a los paneles informativos en la TF-5, y también se planteará la posibilidad de que los vehículos eléctricos puedan utilizar el carril bus en el acceso a Santa Cruz.

A su vez, se está trabajando en los aparcamientos disuasorios, intentando incentivar que los conductores dejen el coche y utilicen el transporte público; y también en una estrategia de movilidad integral para la isla, que fomente el transporte público y el transporte guiado. De hecho, el consejero resaltó que en lo que va de año se ha incrementado un 17% el número de pasajeros de Titsa.

En cualquier caso, Enrique Arriaga ha admitido que poner solución a los atascos a corto plazo no será posible: "Este año no va a haber solución. No podemos engañar a nadie". Por eso insiste en fomentar otros modelos de movilidad sostenible, pues "no todo es cemento".

Contador