Canarias registra el mes de mayo más seco en lo que va de siglo

Canarias registra el mes de mayo más seco en lo que va de siglo
EUROPA PRESS - Archivo
Publicado 06/06/2019 14:52:38CET

SANTA CRUZ DE TENERIFE, 6 Jun. (EUROPA PRESS) -

Canarias ha dejado atrás un mes de mayo muy cálido, con una temperatura media que se situó entre las cinco más altas de los últimos 45 años, y sin apenas precipitaciones, convirtiéndose en el mes de mayo más seco en lo que va de siglo junto con el de 2003, según el Avance Climatológico de Canarias correspondiente al pasado mes de mayo, realizado por la Agencia Estatal de Meteorología (Aemet).

La temperatura media de mayo tuvo un comportamiento térmico predominantemente cálido respecto al periodo de referencia 1981-2010 y se situó entre las cinco más altas de los últimos 45 años, justo por detrás de los meses de mayo, ordenados de más a menos calurosos, de 2012, 2017, 2015, 1995 y 2003, con el que se sitúa a la par.

Las anomalías positivas más elevadas se observaron en el interior de las islas de mayor relieve, destacando la del Observatorio de Izaña (3,5°), que registró el tercer mes de mayo más cálido desde 1916, solo por detrás de los de 1964 y 1999. A pesar de que las temperaturas estuvieron por encima de los valores normales durante buena parte del mes, no llegaron a encadenarse más de dos días con temperaturas anómalamente altas: el episodio cálido de los días 12 y 13 y los días 16 y 27.

En esas fechas se registraron máximas de más de 30°C en altitudes comprendidas entre los 0 y los 1.200 metros, entre las que destacan los 33,9°C de Tasarte y los 33,2°C de San Bartolomé de Tirajana (a 960 m de altitud), ambas el día 12. Las temperaturas nocturnas dejaron algunas noches tropicales en Agüimes, Arico, Pájara, Puerto del Rosario, San Bartolomé de Tirajana, Santa Cruz de Tenerife y Tejeda.

Solo se registró una helada débil (-0.4°, día 5) en la estación ubicada en el Parador del Teide, mientras que en Izaña no llegó a observarse ninguna, aun cuando en el mes de mayo se esperan allí tres. Tampoco se registraron heladas más arriba, en la estación del Teleférico, a 3.550 metros de altitud.

En términos de sensación térmica, todavía son fríos los mediodías en Anaga, pero resultan predominantemente agradables en la costa y frescos en el resto, mientras en el sur de Gran Canaria y Lanzarote afloran zonas en las que prevalece la sensación de calor: Tasarte (20 mediodías de calor), Arrecife (16]), Tazacorte (15) y Pájara (14), incluso algún día de bochorno en Agüimes. En cuanto a las temperaturas medias del agua del mar, éstas experimentaron un ascenso de 2,2°C a lo largo del mes, situándose en el entorno de los valores esperados y cerrando el periodo cálido iniciado en diciembre.

PRECIPITACIONES Y OTROS METEOROS

Las precipitaciones en mayo no fueron especialmente abundantes, tratándose, junto con el de 2003, del mes de mayo más seco en lo que llevamos de siglo. Las mayores acumulaciones se produjeron en Tenerife, con un máximo absoluto de 20 mm en Las Mercedes y otros relativos, de entre 10-15 mm, en Ravelo y La Matanza de Acentejo. En Gran Canaria, los máximos de Valleseco y Teror apenas acumulan 8 mm, lo mismo que San Andrés y Sauces, en La Palma.

La mayor parte de las precipitaciones se produjeron en dos episodios, extendidos durante los días 1-3, el primero, y del 17 al 25, el segundo, forzados ambos por el alisio, de escasa entidad y extensión limitada, como mucho, al 20% del territotorio: el situado en las medianías de las vertientes septentrionales de las islas centrales y occidentales. Las únicas precipitaciones en Fuerteventura y Lanzarote, lloviznas de menos de 1 mm, se produjeron los días 19 y 20.

Las circunstancias anteriores han llevado a un leve acentuamiento (aproximadamente 4%) del déficit de precipitaciones del año hidrológico, que vendría a situarse, finalizado mayo, en torno al 33%. Por islas, las que presentan mayor déficit son las orientales (aproximadamente 75%), y las que menos: La Palma (aprox. 20%) y las islas centrales (aprox. 25%).

También el número de días de lluvia fue inferior al esperado, casi la mitad, en términos generales. Pero fue elevado en localidades como Ravelo [12], La Matanza de Acentejo [11], Las Mercedes [10], Teror [9] o Valleseco [8].

En la mayor parte de las estaciones se registró un superávit de insolación. Del 10-15% tanto en Izaña, que registró el valor más alto [415 horas], como el aeropuerto de La Palma, que tuvo el valor más bajo (215 horas).

La velocidad del viento, por debajo de los valores esperados durante el último cuatrimestre, no se alejó significativamente de los mismos, alcanzando las velocidades más altas en las costas de Gran Canaria. No hubo episodios relevantes de viento fuerte, raros en mayo, donde solo uno (en 2015) ha tenido lugar en los últimos 11 años.

Y no ha habido tampoco intrusiones destacables de calima, cuyo número no se aleja del valor esperado. La más intensa afectó el día 12 a zonas altas, donde la visibilidad llegó a reducirse a poco más de 1 km.

Contador

Para leer más