Publicado 12/07/2020 18:27:54 +02:00CET

Cuatro vinos de Bodegas Familiares de Rioja, elegidos por el Consejo Regulador para representar a la ccaa en actos

LOGROÑO, 12 Jul. (EUROPA PRESS) -

Las Bodegas Familiares de Rioja han sido las principales protagonistas del concurso de vinos institucionales que todos los años convoca el Consejo Regulador para seleccionar los 'riojas' que representarán a la institución en sus actos protocolarios durante el presente ejercicio.

Bodegas D. Mateos (Aldeanueva de Ebro), Bodegas Quiroga de Pablo (Azofra), Bodegas Ramírez de la Piscina (San Vicente) y Bodegas Tobía (Cuzcurrita) se han impuesto en cuatro de las siete categorías que convoca el Consejo Regulador para todos los inscritos de la denominación de origen (al margen de la nuevos espumosos a la que sólo se presentó una muestra).

De la elección de los vinos se encarga el comité de cata de la entidad, a la que este año se han incorporado además dos sumilleres y dos técnicos externos, en una prueba ciega basada exclusivamente en la calidad de los mismos. En esta ocasión, se presentaron 163 vinos al concurso institucional.

La bodega familiar Tobía se ha impuesto en la categoría Gran Reserva con su vino de la añada 2014, mientras que Ramírez de la Piscina, que repite un año más en los más alto del podio, en la de Reserva con su tinto de la cosecha 2016. Bodegas D. Mateos gana el premio al mejor blanco de la última cosecha 2019, mientras que Quiroga de Pablo lo hace en la categoría de rosado de 2019.

BODEGAS FAMILIARES DE RIOJA

Una veintena de viticultores y pequeñas bodegas de Rioja constituyen en el año 1991 la asociación para defender los intereses del modelo de negocio familiar. Las Bodegas Familiares fueron clave en aquellos años para ocupar un espacio ante los grandes e históricos operadores del sector que nos llevó al Consejo Regulador y al resto de instituciones. En la actualidad, cuentan con 57 asociados.