Publicado 02/03/2021 13:54CET

Las obras de la pacificación del entorno de la Zona Oeste avanzan "a buen ritmo" y estarán terminadas en mayo

Las obras de la pacificación del entorno de la Zona Oeste avanzan a buen ritmo y estarán terminadas en mayo
Las obras de la pacificación del entorno de la Zona Oeste avanzan a buen ritmo y estarán terminadas en mayo - AYUNTAMIENTO DE LOGROÑO

   LOGROÑO, 2 Mar. (EUROPA PRESS) -

   Las obras de la pacificación del entorno de la Zona Oeste avanzan "a buen ritmo" y estarán terminadas en mayo. El alcalde de Logroño, Pablo Hermoso de Mendoza, junto con el concejal de Desarrollo Sostenible, Jaime Caballero, ha visitado esta mañana las obras que avanzan en la pacificación del entorno de la Zona Oeste, la denominada 'Área Pacificada L', incluida en el Plan de Movilidad Sostenible de 2013.

   "Las obras", ha indicado Pablo Hermoso de Mendoza, "nos permiten avanzar en la mejora de la convivencia en los barrios, en especial de los entornos educativos, en la reducción de ruido, en el aumento de la seguridad y, en definitiva, en la calidad de vida y en el modelo de ciudad que estamos impulsando para conseguir los objetivos y retos a los que nos enfrentamos".

   El alcalde ha señalado que una de las actuaciones más destacadas es la pacificación del entorno del CEIP Vicente Ochoa para unir los dos edificios, el de Educación Primaria y el de Educación Infantil, "porque como ya hemos advertido, en este mandato vamos a prestar especial atención a los entornos escolares a través de las actuaciones urbanas que estamos desarrollando".

   Además, Hermoso de Mendoza ha insistido en la creación de nuevos pasos peatonales en la zona y ha detallado que "con estas intervenciones actuaremos en 11 pasos peatonales, que se suman a los otros 5 que ya se están modificando con la primera fase de la peatonalización de la calle Poniente".

   "Nuestro objetivo en este mandato es conseguir una movilidad más segura, de ahí la creación de nuevos pasos peatonales y el trabajo decidido por calmar el tráfico", ha añadido el primer edil logroñés.

   Por su parte, Jaime Caballero, ha insistido en la realización de las denominadas "puertas de entrada". En concreto, se están haciendo cinco en el acceso por la calle Samalar desde General Urrutia; en la entrada por la calle Ronda de los Cuarteles, desde Carmen Medrano hasta la salida a esta misma calle por la calle Valdeosera; y dos más en las intersecciones de la calle Gonzalo Berceo con la calle Tejada y la calle Poniente.

   Ha explicado la finalidad, que es "representar claramente la transición de un vial de paso a una calle de estar, es decir, se trata de evidenciar la entrada a una zona residencial en la debe primar una conducción calmada a velocidad máxima de 30 km/h que pudiera limitarse a 20 o, incluso, a 10, dependiendo si la tipología de la vía es de prioridad peatonal.

   Por otro lado, sirven para dar mayor continuidad y seguridad peatonal a los itinerarios que van por las calles perimetrales al área pacificada, mediante la elevación, estrechamiento y alineamiento con las aceras de los pasos peatonales".

   Además, la obra se completa con tres otras tres actuaciones como la elevación del cruce de Luis Barrón con Poniente con cuatro pasos peatonales; la ampliación de varios tramos de aceras en el entorno del CEIP Vicente Ochoa; y la creación de un nuevo paso peatonal en la calle Ronda de los Cuarteles, frente a la puerta del CEIP Vicente Ochoa para facilitar el paso directo del Parque de El Cubo.

   La puerta de salida por calle Tejada incluye la elevación de plataforma hasta la calle Luis Barrón para unirla con el parque Fontanillas y quedar un tramo de calle de prioridad peatonal.

   En estos momentos se están finalizando las obras de peatonalización de la calle Poniente, entre las calles Ronda de los Cuarteles y Valdeosera.

   Como ha apuntado el concejal, "el proyecto incluye la eliminación completa del tráfico rodado, únicamente se dejará un acceso al vado que existe actualmente y también se eliminará la barrera arquitectónica que suponen los bordillos a través de la elevación de la calzada con un pavimento de adoquín hasta la rasante de las aceras".

   Por otro lado, se renovarán los puntos de luz, mejorando de este modo la eficiencia energética y se dotará de nuevo mobiliario urbano con el fin de crear un espacio seguro y agradable junto a los colegios.

   La peatonalización de este tramo de la calle Poniente ha supuesto también invertir el sentido de las calles Valdeosera y Ronda de los Cuarteles para tratar de responder a todas las necesidades el barrio, con el cual estamos en contacto para estudiar mejoras que faciliten el acceso en coche a sus garajes.

   Junto a estas modificaciones, se añade el cambio de sentido de la calle Tejada, a la que se accederá desde la calle Valdeosera; y el de la calle Poniente, que queda de un único sentido con entrada desde Gonzalo de Berceo.

   A esta solución se ha llegado tras analizar con el vecindario todas las opciones posibles y consensuar la más apropiada atendiendo la logística de residuos y después de acordar con el colegio que la parada de autobús escolar se realizase en la calle Carmen Medrano.

   El importe de adjudicación de esta primera fase de actuación fue de 132.499,72 euros, que sumados a los de la segunda (157.390,75 euros) supone una inversión total en esta zona de casi 290.000 euros (289.890,47 euros).