Un verano calido dará paso a un otoño de temperaturas cálidas pero sin excesos y seco

Paisaje otoñal
FLCKR/PLANED MAD
Publicado 24/09/2018 13:32:52CET

   LOGROÑO, 24 Sep. (EUROPA PRESS) -

   Un verano cálido, con una media de 0,8 grados por encima de lo "normal", dará paso a un otoño de temperaturas cálidas, pero sin excesos, y seco.

   El delegado de la Agencia Estatal de Meteorología (AEMET), Evelio Álvarez, ha ofrecido su última rueda de prensa para analizar la estación meteorológica antes de jubilarse y ser sustituido, temporalmente, por el responsable en Navarra, Peyo Oría.

   En su comparecencia ha avanzado un otoño "ligeramente más cálido que el pasado", siguiendo la "tendencia" de ir teniendo estaciones algo más cálidas; pero con temperaturas "no especialmente altas".

   También será "seco" y esto ha preocupado a Álvarez porque, a su juicio, la lluvia siempre es necesaria.

   Por eso, ha agradecido las lluvias de junio y julio (húmedo el primero y muy húmedo el segundo) y "al que Dios se la dio, San Pedro se la bendiga", a pesar de un agosto "extremadamente seco" que, por otro lado, y gracias al calor, hizo sentir a la población que realmente estaba en verano.

   Ha informado de que el año hídrico agrícola (de septiembre a septiembre) si bien empezó mal "se recuperó de una forma que no esperaban ni los más optimistas". Y ha añadido: "No es cuanto llueve, sino cómo y cuando".

   Así, y tras mirar el mapa de previsión de lluvia previsto para las próximas semana y señalar: "Mirad qué aburrimiento", por la falta de precipitación, ha esperado que la lluvia no se haga esperar.

Contador