Aumenta "enormemente" el consumo de alcohol en la mujer y se radicaliza en los jóvenes, según Facoma

Actualizado 17/02/2010 19:46:53 CET

MADRID, 17 Feb. (EUROPA PRESS) -

El presidente de la Federación de Alcohólicos de la Comunidad de Madrid (FACOMA), Antonio González Catena, afirmó hoy que ha bajado el consumo costumbrista de alcohol en la región, pero ha aumentado "enormemente" el consumo de la mujer y se ha radicalizado el de los jóvenes.

"De una manera absoluta sí ha descendido de una manera global el consumo costumbrista", afirmó el presidente de Fecoma en la comisión de Sanidad celebrada hoy en la Asamblea de Madrid, donde apuntó que, no obstante, "ha aumentado el consumo en jóvenes, enormemente en mujer y también en tercera edad".

Ya centrado en el consumo de alcohol entre la población más joven de la Comunidad, González dijo que les consta que "ha dejado de descender" la edad de probar por primera vez el alcohol, pero que el consumo de los jóvenes es "mucho más radicalizado" y "confluye con el consumo de otras sustancias".

González se mostró preocupado por que el tiempo de ocio de los jóvenes "está basado en la intoxicación", en lo que "tiene gran importancia el alcohol".

Asimismo, indicó que la persona que se acerca a la federación "cada vez está más próxima a los 30 años e incluso por debajo", y destacó que ahora hay un "alcohólico actual evolucionando en el consumo", por lo que tienen que "cambiar la forma de trabajar", que ahora abarca aspectos sociales, asistenciales y jurídicos.

ACTIVIDAD DE LA FEDERACIÓN

González explicó que Facoma ofrece grupos de ayuda, psicólogos de apoyo para enfermos y sus familiares, talleres, así como actividades varias como Taichi o Reiki, al tiempo que dan apoyo telefónico, formación y cursos de autoestima.

Para ello, reciben la financiación de un convenio con la Agencia Antidroga de la Comunidad de Madrid que ha pasado de 175.000 a ascender a 131.000 euros. "Estamos en la ruina total", afirmó González, que dijo que no sabe si van a "poder subsistir".

"No sé si podremos subsistir", exclamó González, que dijo que lleva años pidiendo tener "60 céntimos familia /día" para poder llevar a cabo su labor, mientras que ahora están en "20 céntimos familia/día", lo que les ha llevado a tener que suspender actividades.

"No es que necesitemos mucho, necesitamos subsistir. Necesitamos poco dinero, pero el que necesitamos lo necesitamos inexcusablemente", señaló al tiempo que defendió que son una herramienta "realmente eficaz".

Por último, indicó que lo que ellos piden es la existencia de una red pública, gratuita, de fácil acceso con equipos multidisciplinares e interdiscipliares y que atienda al enfermo alcohólico y a sus familiares. Asimismo, se refirió a la ley de Drogodependencias de la Comunidad, que a su juicio, "no se está aplicando en su totalidad".