Actualizado 05/09/2017 20:53 CET

El barrio de San Fermín y la comunidad china se vuelcan en el homenaje del pequeño atropellado en Usera

Concentración en Usea
EUROPA PRESS

MADRID, 5 Sep. (EUROPA PRESS) -

Vecinos del madrileño barrio de San Fermín y la comunidad china de Usera han abarrotado este tarde con su presencia el lugar donde anteayer falleció un menor en homenaje al pequeño, reclamando Justicia para su "asesino" al estar en contra de que el atropello sea un accidente.

Cientos de personas, entre vecinos y ciudadanos chinos, se han querido acercar a la zona para hacer una ofrenda floral en recuerdo del niño en la propia calle Mezquita. El lugar se ha convertido en un improvisado altar con lemas, flores y fotos del menor.

Numerosos miembros de la comunidad china han querido estar presente en el homenaje, portando velas como símbolo de respeto. Antes del minuto de silencio, se han cantado cánticos tradicionales y se ha realizado ofrendas florales.

El presidente de la A.D.C. Sanfer, Pablo García, ha destacado que este acto se realiza como homenaje del pequeño y para expresar el dolor por lo sucedido. Además, ha querido recordar que el padre sigue en el hospital, ya que resultó herido.

También han recibido el apoyo del circulo de Podemos de Usera y ha querido estar presente el presidente de la Asociación China de Comerciantes de Usera y de la Asociación China de Mayores de Usera.

Ayer, allegados de la familia desplegaron una pancarta en la puerta del comercio de sus padres en la que solicitan Justicia bajo el lema "no ha sido un accidente; ha sido un asesinato".

Esta misma mañana, el juez acordó la prisión sin fianza para Aarón H.J., español de 18 años, el conductor del vehículo que atropelló al pequeño.