Canal recurrirá la decisión de la Fiscalía de Colombia de embargar las acciones de Inassa en su filial de Barranquilla

CANAL DE ISABEL II
EUROPA PRESS - Archivo
Publicado 05/10/2018 10:23:03CET

MADRID, 5 Oct. (EUROPA PRESS) -

Canal de Isabel II emprenderá "todas las actuaciones y acciones a su alcance para defender sus derechos y garantías" ante la medida impuesta por la Fiscalía General de la Nación de la República de Colombia, que ha ordenado la suspensión del poder dispositivo, embargo y secuestro de las acciones de Inassa en Triple A de Barranquilla, que ascienden al 82 por ciento del capital accionariado.

La empresa pública ha manifestado en un comunicado "su enorme preocupación" por las "consecuencias" que puedan derivarse de las medidas adoptadas por la Fiscalía de Colombia para "los servicios públicos esenciales" que su filial lleva prestando desde hace 17 años en el distrito de Barranquilla con "total eficiencia y responsabilidad".

Por ello, ha explicado que en los próximos días se acudirá ante un juez de control de garantías para solicitar defender los intereses de Inassa ante las medidas cautelares practicadas el día de ayer por la Fiscalía "con el fin de preservar sus derechos económicos y patrimoniales".

Canal de Isabel II ha señalado que las autoridades colombianas tuvieron conocimiento de las posibles irregularidades cometidas en su territorio tras la denuncia interpuesta por la misma empresa pública ante la Fiscalía General del Estado español y que dieron lugar a la instrucción del procedimiento 91/2016, la conocida como Operación Lezo, ante el Juzgado Central de Instrucción número 6 en la Audiencia Nacional.

De ella, derivó la denominada Operación Acordeón en Colombia y en la que se enmarcan las actuaciones de ayer de la Fiscalía General de la Nación de Colombia, ha explicado el Canal, en relación a esta última decisión.

Según explicó la Fiscalía en un comunicado, entre 2000 y 2017 se detectaron supuestos pagos fraudulentos a través de un "contrato de asistencia técnica" que habrían causado un daño patrimonial en la compañía Triple A cercano a 236.853 millones de pesos --unos 68 millones de euros--.

Además, según la Fiscalía, habría evidencias de "desviación irregular de recursos para beneficiar a terceros", algo que ha motivado la prohibición de salir del país a varios directivos, un total de ocho, cinco de ellos españoles, a los que ha impuesto también multas.

Canal reitera su "total colaboración, como ha venido haciendo hasta ahora", en la denuncia e investigación de las posibles responsabilidades en las que hubieran podido incurrir administradores y directivos colombianos y españoles en estos hechos, "así como la defensa férrea de cuantos derechos les asistan tanto a Inassa como a sus accionistas para proteger sus inversiones y demás intereses económicos y patrimoniales".

Contador