La Cibeles se iluminará de rojo y gualda el 6 de diciembre y autobuses de EMT portarán la bandera nacional

Palacio de Cibeles
AYUNTAMIENTO DE MADRID - Archivo
Publicado 25/10/2018 14:13:35CET

MADRID, 25 Oct. (EUROPA PRESS) -

La fuente de la Cibeles se iluminará el 6 de diciembre, Día de la Constitución, con los colores de la enseña nacional, bandera que asimismo portarán los autobuses de la Empresa Municipal de Transportes (EMT) en homenaje a la Carta Magna.

De este modo lo ha acordado el Pleno por unanimidad de todos los grupos tras sumarse a la propuesta del PP. También se ha aprobado la lectura de una declaración institucional de apoyo a la Carta Magna en el Pleno central y en los plenos de las 21 juntas municipales de distrito del mes de diciembre.

Asimismo se ha aprobado que la corporación municipal asista el 6 de diciembre al izado solemne de la bandera nacional en los Jardines del Descubrimiento y la lectura continuada de la Constitución de 1978 en el salón de pleno del Ayuntamiento,

Ha sido el portavoz adjunto del PP, Íñigo Henríquez de Luna, el encargado de presentar la iniciativa en Cibeles. Para Luna, la Constitución "fue la culminación de la Transición política", que junto a la Constitución "han sido el mayor logro colectivo". "Fue una lección de convivencia que dignificó la política, y hoy son pocos los que se atreven a cuestionarla", ha apostillado.

Además, Henríquez de Luna ha aseverado que "en tiempos como los actuales se echan de menos figuras como la del Rey Juan Carlos, Adolfo Suárez, y los siete padres de la Constitución". "Triunfó el perdón, la reconciliación y la concordia por encima del revanchismo, y hay gestos que quedarán para la historia, como la frase de Alberti, me fui con el puño cerrado y vuelvo con la mano abierta", ha rememorado.

Desde el Gobierno municipal, su portavoz, Rita Maestre, ha avanzado que votarían a favor. En este mismo sentido, ha indicado que se pondrá en marcha una campaña de publicidad institucional "trabajada en torno al aniversario de la Constitución, porque no hay nadie que pueda impugnar el hecho de que la Transición y la puesta en marcha de un marco constitucional es el hito fundamental de nuestra historia". "Menos aún lo ponen las personas que sufrieron la dictadura", ha remarcado.

Tras celebrar el fin del franquismo, Maestre ha realizado "dos matices" a la intervención del PP. "En su propuesta hacen un hincapié en una adhesión a la forma, y creo que lo que inaugura la Constitución son las herramientas para el pluralismo y poder establecer matices", ha apostillado.

"ADHESIÓN INQUEBRANTABLE"

Así, ha matizado que el apoyo a la Constitución "no implica una adhesión inquebrantable", sino que es un marco constitucional, en el que considera que hay que trabajar "sobre la posibilidad de mejorarlo".

"En segundo lugar, lo más interesante que podríamos hacer es garantizar que los artículos se cumplen como derechos ciudadanos. Es en eso más que en los golpes de pecho, donde debemos centrarnos en una garantía para todos los españoles", ha apuntado.

Silvia Saavedra (Cs) ha lamentado la necesidad de esta proposición, ya que la ciudad de Madrid y el gobierno de la nación no son "normales". "En el Estado tenemos un gobierno rehén de los independentistas, y no estamos ante una ciudad con un gobierno normal; Carmena es Podemos, y Podemos es Carmena, estamos ante gobiernos que no paran de hacer guiños a los independentistas", ha explicado.

Por su parte, el socialista Ramón Silva ha lanzado a Ciudadanos que si ellos hubieran estado en la negociación de la Transición "no se hubieran alcanzado esos acuerdos". "Con cosas que oímos se hacen difícil estos acuerdos, porque si con una mano decimos qué bien la Constitución y con la otra, llamamos golpista... pues se hace muy difícil", ha lanzado.