Publicado 04/06/2020 11:58:57 +02:00CET

La Comunidad ha tramitado 939 solicitudes de reducción de renta en las viviendas de la AVS

 David Pérez durante su intervención en el pleno de la Asamblea de Madrid
David Pérez durante su intervención en el pleno de la Asamblea de Madrid - Pool

MADRID, 4 Jun. (EUROPA PRESS) -

La Comunidad de Madrid ha recibido durante el estado de alarma un total de 14.382 requerimientos de información procedentes de posibles beneficiarios en la reducción de renta en las viviendas de la Agencia de Vivienda Social (AVS).

De ellas, hasta la fecha se han recibido 939 solicitudes de reducción de renta por parte de sus arrendatarios, la gran mayoría --un 74 por ciento-- proceden de situaciones de vulnerabilidad, al encontrase estos incursos en un Expediente de Regulación Temporal de Empleo.

Así lo ha precisado el Gobierno regional en un comunicado, después de que el consejero de Vivienda y Administración Local, David Pérez, diese algunos detalles de la iniciativa durante el Pleno de la Asamblea de Madrid.

El Ejecutivo autonómico han aplicado directamente una reducción de renta, estableciendo requisitos "menos restrictivos que los previstos por el Gobierno central".

De esta manera, pueden acogerse a las ayudas los arrendatarios de la AVS que hayan sido despedidos o afectados por un ERTE, así como los autónomos que hayan sufrido una reducción de, al menos, el 40 por ciento de sus ingresos.

Esto supone la reducción del precio de alquiler, mediante el pago de una cuota mínima de 46,56 euros por la vivienda y 4,54 euros por la plaza de garaje vinculada a la vivienda.

Esta medida podrá incidir en más de 5.000 familias que actualmente no se benefician de otras ayudas de la Agencia, y supondrán más de 1,3 millones de euros.

La media de reducción que están obteniendo los inquilinos de la AVS es de casi un 85 por ciento sobre la renta que estaban pagando, y se ha informado de estas actuaciones a todos los inquilinos de la AVS a través de cartas informativas por correo postal ordinario, llamadas telefónicas y medios telemáticos.

Por otra parte, la Comunidad de Madrid ha aplicado también un periodo de carencia en la renta de arrendamiento de los locales de la AVS.

Serán beneficiarios los arrendatarios de aquellos locales que hayan firmado un contrato de arrendamiento dentro del Plan de Emprendedores o que, aunque lo hayan hecho con anterioridad, dediquen el local a una actividad empresarial o profesional, y que como consecuencia del COVID-19 hayan tenido que cerrar su negocio o hayan sufrido un descenso en sus ingresos.

Las ayudas establecen un periodo de carencia equivalente a la duración del estado de alarma, computándose por meses completos. Esta medida afecta a un total de 140 personas, que tienen arrendados 157 inmuebles, y supone una ayuda directa de más de 67.000 euros.