Ecologistas pide al Ayuntamiento que "despeje las dudas" sobre Madrid Central tras la subida de la polución en verano

Publicado 13/09/2019 12:31:26CET
Motos aparcadas en una de las vías que componen Madrid Central.
Motos aparcadas en una de las vías que componen Madrid Central.Eduardo Parra - Europa Press - Archivo

MADRID, 13 Sep. (EUROPA PRESS) -

Ecologistas en Acción ha pedido este viernes al Ayuntamiento de Madrid un "urgente cambio de rumbo" en sus políticas de calidad del aire y "despeje las dudas" sobre la continuidad de Madrid Central, después de que haya subido la contaminación en la zona en los meses de julio y agosto, cuando se aprobó una moratoria en las multas en esta zona de bajas emisiones.

Ecologistas ha señalado que tras el cambio de Gobierno el verano se ha visto "jalonado por diversas y contracciones políticas y judiciales de gran trascendencia sobre Madrid Central". El nuevo equipo municipal aprobó el 1 de julio una moratoria de sanciones de tres meses. Sin embargo, el 5 de julio un juzgado de Madrid, tras un recurso de Ecologistas, Greenpeace y la Plataforma en Defensa de Madrid Central, forzó a reanudar el sistema de sanciones de forma cautelar, algo que se volvió a refrendar el 16 de julio.

"Finalmente el Gobierno municipal, tras emitir una gran cantidad de mensajes que generaban confusión (que Madrid Central no redujo la contaminación, que había menos tráfico al suspender las sanciones, etc.), renunció a recurrir este auto judicial. Madrid Central siguió vigente tal y como se había diseñado por el Gobierno anterior", asegura la organización 'verde' en un comunicado.

Ahora, Ecologistas ha recopilado los datos públicos de contaminación atmosférica de la estación de medición de la plaza del Carmen, la única estación dentro de Madrid Central. Así, los datos en julio y agosto son peores que los de la media de la red: 35 microgramos de dióxido de nitrógeno (NO2) por metro cúbico de aire en julio y 33 en agosto, frente a una media de 26 en la red durante ambos meses.

Por contraste, en abril Plaza del Carmen tuvo un valor medio inferior en 5 microgramos al resto de la red y 1 más alto en mayo y junio. "De modo que mientras entre abril y junio Plaza del Carmen había pasado a ser una de las estaciones que registraba niveles más bajos de NO2 de toda la red, en los últimos dos meses ha vuelto a situarse entre las peores estaciones de la red", han aseverado los ecologistas.

En el comienzo del año (enero y febrero), con unas condiciones meteorológicas particularmente adversas y Madrid Central funcionando en período de pruebas, los registros alcanzados en Plaza del Carmen estuvieron en línea con los valores registrados en años anteriores.

En conclusión, a lo largo del año 2019 se vienen registrando unos niveles de NO2 claramente inferiores a los de los años anteriores. Tanto la estación Plaza del Carmen como el valor medio de la red encadenan seis meses consecutivos con niveles de contaminación por NO2 claramente inferiores a los 40 microgramos por metro cúbico, el valor límite anual que todos los años incumplen entre 6 y 15 estaciones de la red.

De continuar en esta línea, según Ecologistas en Acción, la estación de Plaza del Carmen podría cumplir con el valor límite legal anual por primera vez desde que es exigible (enero de 2010). "Sin embargo, desde el mes de julio se observa una preocupante tendencia de pérdida de eficacia de Madrid Central respecto a los resultados obtenidos, que amenaza con malograr estos buenos resultados", critican.

Ecologistas lo achaca a los períodos alternos de suspensión y vigencia del sistema de sanciones, "con mensajes institucionales por parte del nuevo Gobierno municipal indicando que la medida ha resultado contraproducente para la calidad del aire de ciudad (haciendo un uso 'creativo' de los datos oficiales) y sembrando dudas sobre su continuidad en un futuro próximo".

Y consideran que este contexto "no resulta el más adecuado para favorecer la eficacia de una medida de mejora de la calidad del aire como Madrid Central, que para alcanzar sus objetivos requiere un marco claro de funcionamiento, estabilidad en el tiempo y pleno apoyo institucional para lograr la implicación social necesaria, que lleva aparejada importantes cambios en la conducta de los conductores".

Contador