Podemos achaca resultados al escaso tiempo para planificar campaña tras la huida de Errejón y la negociación con IU

Elecciones 26M 2019. Seguimiento de resultados de Unidas Podemos en Madrid
Marta Fernández Jara - Europa Press
Publicado 28/05/2019 16:39:08CET

MADRID, 28 May. (EUROPA PRESS) -

El diputado electo por Unidas Podemos en la Asamblea de Madrid Jacinto Morano ha admitido este martes que los resultados obtenidos el domingo "no han sido los esperados" y lo ha achacado a la falta de tiempo para planificar bien la campaña, habida cuenta de la marcha en enero de su antiguo candidato, Íñigo Errejón, y del tiempo y esfuerzo dedicado a la negociación con IU y Anticapitalistas.

En declaraciones a Europa Press, Morano ha recordado las dificultades que han tenido en Podemos en los últimos meses, ya que tras la "huida" de Errejón dimitió el secretario regional del partido, Ramón Espinar, por lo que se montó una gestora que estuvo tiempo reconfigurando el espacio y pensando en el nombre del candidato o candidata regional.

"Cuando se inició la propuesta no teníamos el acuerdo cerrado con IU y Anticapitalistas, un acuerdo que seguimos pensando que es imprescindible, pero con todo ese trabajo no nos ha permitido planificar bien esa campaña con todo el tiempo que nos hubiera gustado", ha abundado.

El también director de campaña de Isa Serra, y de momento senador por designación autonómica de Podemos, ha admitido que tampoco han tenido tiempo para recopilar adecuadamente el programa, un compedio de medidas procedentes muchas del espacio Hacer Madrid.

No obstante, considera que pese a todos estos problemas y "las expectativas agoreras" de los que pensaban que no iban a llegar al 5 por ciento, rebasaron esta cifra, obteniendo 7 diputados. "Pese a todo hemos demostrado que el proyecto es más fuerte de lo que algunos creían y hemos podido aguantar", ha añadido.

Morano lamenta que la izquierda no haya obtenido mayoría en la Cámara regional y cree que cada uno tiene que analizar los diversos factores. Sin embargo, considera que la división en el espacio de la izquierda del PSOE ha perjudicado. Aunque Más Madrid (20 diputados) y Unidas Podemos suman los mismos diputados que Podemos en 2015, ha recordado que en aquella ocasión se perdieron los 130.000 votos de IU, ya que no llegaron al 5 por ciento para obtener representación.

En conjunto, la izquierda alternativa ha logrado estas elecciones 650.584 votos frente a los 718.820 de hace cuatro años. Se han dejado por el camino 68.236 apoyos, lo que ha sido determinante para que el bloque de izquierdas no alcance la mayoría absoluta, cree.

Ahora, tendrán que valorar los resultados internamente en la gestora de Podemos Comunidad de Madrid, aunque no hay fecha y hora para ello. Luego hablarán con el resto de las fuerzas progresistas.

Respecto a los pactos, Jacinto Morano considera que lo normal es que al final se configure un bloque de derechas, aunque "parece lo que era inmovible en campaña se ha hecho movible", en referencia a Ciudadanos (Cs). "Gabilondo no planteó de forma tajante que no fuera a pactar con Cs y luego están los cantos de sirena de Begoña Villacís que pueden afectar la Comunidad", ha dicho.

Por su parte y la de su grupo, se han comprometido a trabajar en la institución "para mejorar la vida de los madrileños e impulsar reformas parlamentarias, como se ha hecho en los últimos años". "Con la extrema derecha habrá que estar muy atentos, sobre todo en lo que se refiere a las leyes de violencia de género, LGTB y trans", ha concluido.

DOS DIPUTADAS DE IU

De los siete diputados de Unidas Podemos, cinco pertenecen a Podemos y dos a Izquierda Unida. Se trata Sol Sánchez y Vanessa Lillo. El que se queda fuera de la Asamblea es el líder de los anticapitalistas madrileños, Raúl Camargo, que iba en el puesto número 11.

Se trata de "una derrota sin paliativos", han indicado a Europa Press fuentes de IU Madrid. Afirman que han tenido poco tiempo después de las negociaciones con Podemos para llevar adelante una campaña que, admiten, no ha estado cohesionada.

Una treintena de miembros de IU han obtenido representación en diferentes consistorios de la región y dos alcaldías. La más importante, Rivas Vaciamadrid, donde se presentaba Pedro del Cura con apoyo de Más Madrid. No obstante, tendrán que pactar la investidura con el PSOE, que le igualó en número de concejales. También gobernarán, esta vez con mayoría absoluta, el municipio de Corpa, que cuenta con casi 700 vecinos.

Contador