26 de febrero de 2020
 
Actualizado 10/08/2012 14:04:38 CET

El sector del automóvil en España ha perdido cerca de 90.000 empleos desde la crisis

Planta De Seat (Martorell)
SEAT

MADRID, 10 Ago. (EUROPA PRESS) -

El sector del automóvil en España ha perdido cerca de 90.000 empleos desde el inicio de la crisis económica (en 2008) hasta finales del pasado ejercicio, según datos de la Federación de Industria de Comisiones Obreras (CC.OO.).

Comisiones Obreras indicó que el empleo en el automóvil español ha perdido casi 90.000 personas entre el cuarto trimestre de 2011 y el segundo de 2008 y señaló que es el tercer sector más afectado entre las actividades del ámbito de la Federación de Industria, tras el de los bienes de equipo y el de la fabricación de productos metálicos.

Las cifras de la organización sindical ponen de manifiesto que el sector del automóvil en España (incluida venta y reparación) cerró el ejercicio 2011 con un total de 417.736 empleados, lo que supone una disminución de 75.289 personas, en comparación con los 493.025 trabajadores a cierre de 2008.

Asimismo, los datos de CC.OO. indican que durante la última década el sector español del automóvil ha perdido más de tres puntos porcentuales en su contribución a la economía del país y ha visto cómo se recortaban el 25% de los empleos.

El sindicato resaltó que en la industria fabricante de vehículos ha caído en 19.000 personas el número de puestos de trabajo, mientras que la de componentes cerró el período comprendido entre 2008 y 2011 con un descenso del empleo del 11,2%.

No obstante, recordó que 2010 fue el año de consolidación para el sector en España, con la adjudicación de la producción en las plantas españolas de once nuevos modelos, con unas inversiones asociadas de 4.500 millones de euros, que sirven para consolidar a los centros y las plantillas "como muy competitivas".

PLAN DE DEFENSA DE LA INDUSTRIA.

Con el fin de mejorar la situación del sector industrial del automóvil en España, la Federación de Industria de CC.OO. ha elaborado una serie de propuestas que forman parte de su plan de actuación en defensa del sector.

Entre las sugerencias destacan el desarrollo del coche eléctrico, así como la necesidad de acometer medidas relacionadas con la fiscalidad, como eliminar el impuesto de matriculación, la renovación del parque de vehículos, el incentivo de los coches limpios, el establecimiento de un marco de diálogo social que incorpore medidas industriales, económicas y sociales o la incorporación de instrumentos necesarios para que la industria española participe de forma autónoma en el desarrollo tecnológico.

Asimismo, la organización propone la puesta en marcha de un nuevo plan de renovación del parque, el mantenimiento del Plan de Competitividad, la reforma del IVA, facilitar el crédito al consumo, "poner el contador a cero" para los trabajadores que hayan consumido más del 50% del desempleo en regulaciones temporales o implementar un plan de defensa de la industria por comunidad autónomas.