Actualizado 28/03/2012 14:24:43 +00:00 CET

Empresas murcianas apadrinan a nuevos emprendedores y facilitan su puesta en marcha a través de Cruz Roja

Navarro Y Fornet
EUROPA PRESS

La empresa Fornet S.L., que provee material de hostelería, ya ha apadrinado a una frutería en Santa María de Gracia

MURCIA, 28 Mar. (EUROPA PRESS) -

Empresas murcianas con larga trayectoria y solvencia apadrinarán y tutelarán a nuevos emprendedores de Murcia, prestándoles asesoramiento y material específico que les ayude a iniciar y hacer viable su pequeño negocio a través de un programa puesto en marcha por Cruz Roja en Murcia.

En concreto, Cruz Roja actúa de intermediaria poniendo en contacto nuevos emprendedores en situación de vulnerabilidad con compañías de larga trayectoria dispuestas a prestar material y apoyar nuevos negocios.

El proyecto, que Cruz Roja lleva impulsando varios años, ha sido presentado en rueda de prensa por la presidenta del Comité local de Cruz Roja en Murcia, Mercedes Navarro, y el presidente de Fornet S.L., Antonio Fornet Campoy, que es la primera compañía en sumarse a la iniciativa.

Navarro ha señalado que este proyecto denominado 'Apadrina una empresa', desarrollado en el marco de la iniciativa 'Impuls@: autoempleo', ya ayudó en 2011 a la puesta en marcha de siete empresas, prestó asesoramiento individualizado a 17 proyectos para su consolidación, impartió formación empresarial a 26 personas e informó a otras cien en los procesos de creación de un negocio.

Con las donaciones de las empresas, Cruz Roja creará un fondo de instrumentos básicos para cualquier nuevo emprendedor. Se tratará de un material que la nueva compañía podrá utilizar mientras dure su actividad, pero que deberá devolver en cuanto la empresa cierre o se traspase, a fin de que no se haga negocio con los utensilios prestados.

El material prestado formará parte de un fondo rotatorio en especies que, en caso de cierre o de cualquier percance para el nuevo empresario, retornaría a Cruz Roja, que lo volvería a prestar a otro emprendedor.

El presidente de la primera empresa en adherirse a esta iniciativa es la murciana Fornet S.L., que provee de material de hostelería, ha señalado que la iniciativa "ayudará a dinamizar el tejido empresarial de la Región de Murcia". En esta primera actuación, Fornet S.L. ha prestado una vitrina mural para una frutería del barrio murciano de Santa María de Gracia.

Navarro ha indicado que se trata de una iniciativa "novedosa y muy interesante porque facilita la colaboración", ya que Cruz Roja pone en contacto a los padrinos con la gente que quiere iniciar un proyecto empresarial, que no tienen los recursos para ponerla en marcha sobre todo en este periodo de crisis.

Los beneficiarios son, casi todos, personas de origen extranjero, ya que el proyecto está financiado por la Dirección General de Migraciones, el IRPF y el Fondo Social Europeo, y es una forma de que todas estas personas que llegaron a la mejor "se vayan aposentando en el tejido económico murciano".

De todas formas, Navarro ha puntualizado que el proyecto no sólo está dirigido a extranjeros, sino a personas en situación de vulnerabilidad, con pocos recursos y poco acceso a créditos bancarios.

Cruz Roja, que trabaja con microcréditos, colaboradores y fondos propios de la ONG, presta asesoramiento con un equipo mixto formado por un técnico remunerado, cinco personas voluntarias profesionales en áreas de fiscal, laboral, técnicas de marketing, venta y trabajo social.

Los nuevos emprendedores encontrarán en Cruz Roja formación, el apoyo y orientación para montar la empresa, así como la tutela cuando el negocio empiece a funcionar.

De momento, sólo se ha sumado una nueva empresa, pero Cruz Roja continúa con las negociaciones y ampliará la cartera de compañías "conforme lleguen las solicitudes y propuestas de pequeñas empresas", con el fin de que coincida "la oferta y la necesidad".