Actualizado 12/01/2009 21:50 CET

Estatuto C-LM.- Camps pide a Zapatero que manifieste si va a mantener el trasvase Tajo-Segura en su proyecto político

Asegura que "los diputados del PP no pueden sino rechazar la caducidad del trasvase Tajo-Segura"

MURCIA, 12 Ene. (EUROPA PRESS) -

El presidente de la Comunidad Valenciana, Francisco Camps, pidió hoy en Murcia al presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, que manifieste personalmente si va a mantener o no el trasvase del Tajo-Segura en su proyecto político como presidente del Gobierno.

El presidente de la Comunidad de la Región de Murcia, Ramón Luis Valcárcel, se reunión hoy en Murcia, en la sede del Gobierno regional con su homólogo valenciano, Francisco Camps, para tratar aquellos temas que son comunes a ambas comunidades, como son el agua, las infraestructuras y la financiación autonómica.

Camps, en la rueda de prensa posterior a la reunión mantenida entre ambos presidentes, pidió a Zapatero que se pronuncie sobre si está a favor o no de "los trasvases de agua" a estas dos comunidades autónomas y criticó que el jefe del Ejecutivo central "se esconda ante circunstancias que requieren el liderazgo del presidente de Gobierno".

A su juicio, Zapatero "nunca habla de lo que realmente preocupa a los españoles", ni "toma decisiones de lo que preocupa a los ciudadanos", e insistió en que "no puede seguir escondiéndose, porque es el presidente del Gobierno" y por tanto el responsable de que "no haya llegado el AVE, de la derogación del trasvase del Ebro y de que continúe o no el trasvase Tajo-Segura".

Por ello, le exigió que deje su silencio, sobre todo cuando tiene una diputada por Valencia -María Teresa Fernández de la Vega-, un diputado por Alicante -Bernat Soria- y otro por Murcia -Mariano Fernández Bermejo-. Quiso saber "qué piensan ellos de la posible caducidad del trasvase Tajo-Segura", ya que, señaló, aunque interese la postura de la Oposición "la decisión última es del Gobierno y del presidente de España", ya que tienen mayoría parlamentaria en el Congreso.

El presidente valenciano, a preguntas de los periodistas sobre si los diputados del PP de la Comunidad Valenciana votarán en contra del estatuto de Castilla-La Mancha si conserva la caducidad del Tajo-Segura, señaló que "es lógico que no voten a favor de la caducidad del Tajo-Segura" y consideró que esa la posición del Partido Popular nacional.

"ELLOS DECIDEN".

Sin embargo, reprochó que no se sepa la postura de los diputados socialistas sobre este tema, y también del presidente del Gobierno. "Ellos son la mayoría parlamentaria, por tanto ellos deciden", reiteró.

En este sentido, argumentó que "los diputados del PP no pueden sino rechazar la caducidad del trasvase Tajo-Segura" y aseguró que si se hubiera hecho el trasvase del Ebro "ahora tendríamos que hablar de otras cosas".

En relación a las reuniones que mantienen periódicamente ambos presidentes indicó que el camino que comenzaron hace unos años "no sólo ha dado sus frutos, sino que sigue vivo" y recordó que hace cinco años defendían los trasvase de agua, un modelo de financiación que tenga en cuenta la población y que llegue a ambas comunidades el tres de Alta Velocidad, y eso es "lo que seguimos defendiendo".

Durante la reunión hicieron un cálculo de lo que ya han perdido ambas comunidades en 2008 "por culpa de Zapatero, por su mala gestión" y cifraron en 8 millones de viajes los que se han dejado de producir entre Murcia, Alicante, Valencia y Castellón con Madrid y "se han perdido 800 hectómetros cúbicos que no benefician a nadie, que van a para al mar y que habrían servido para generar riqueza".

"Para eso estamos aquí, para reivindicar lo que es justo, y para ello nos acogemos a la Constitución Europea", indicó Camps, que apuntó a la igualdad de todos los españoles -financiación- y a la solidaridad -"agua para todos"-.

A su juicio, "Zapatero ha conseguido durante este tiempo que las cuencas hidrográficas de España tengan fronteras, que sean elementos de crispación y, sobre todo, de incertidumbre".

Finalmente, aseguró que ambas comunidades continúan teniendo el mismo discurso que hace cinco años en materia de agua: "que el trasvase del Tajo-Segura es fundamental para el futuro de nuestra tierra" y "no tenemos la más mínima duda de que ha de continuar tal y como está funcionando", concluyó.