Publicado 17/11/2015 20:03CET

Murcia rinde homenaje a las víctimas de los atentados de París

Imagen del acto de homenaje
EUROPA PRESS

El Alcalde y el Cónsul de Francia, junto con numerosos vecinos de Murcia y ciudadanos galos residentes en el municipio, rinden homenaje

MURCIA, 17 Nov. (EUROPA PRESS) -

El Ayuntamiento de Murcia ha rendido este martes un homenaje a los fallecidos en los ataques terroristas del pasado viernes en París y ha dicho, con firmeza, "sí a la libertad".

En un acto sencillo pero emotivo celebrado esta tarde en la Glorieta, presidido por el Alcalde, José Ballesta, y el Cónsul de Francia, Philippe Cazeaux, Murcia ha tendido una mano al pueblo francés para transmitir un "mensaje de fraternidad, un mensaje de libertad y, sobre todo, un mensaje de unidad" y un recuerdo a los "heridos, a las familias, a los padres, madres, hijos, amigos y todos aquellos que sufren la pérdida de un ser querido".

Se ha sumado a la iniciativa una amplia representación de la Corporación Municipal, así como la Consejera de Presidencia, Mª Dolores Pagán, y el director general de Participación Ciudadana, Unión Europea y Acción Exterior, Manuel Pleguezuelo, junto con un nutrido grupo de ciudadanos galos residentes en la región.

"Atacaron unos valores, unos principios y un modelo de sociedad. Fue el ataque a la sociedad que defiende los derechos humanos y promueve la tolerancia. Atacaron a quienes defendemos la igualdad, la solidaridad y el respeto hacia quien no piensa como uno mismo", rezaba el manifiesto leído en ambos idiomas, que concluía afirmando que "es el momento de responder al terrorismo, todos juntos, con la fuerza invencible de la palabra y la razón, de los valores, de la justicia y del Derecho".

El acto había dado comienzo unos minutos después de las 6 de la tarde. Tras arriar la bandera francesa, previamente alzada en el mástil que preside la Glorieta, tuvieron lugar las intervenciones del cónsul Cazeaux, de una ciudadana francesa residente en Murcia y posteriormente del Alcalde quien, en sus breves palabras, rememoró la solidaridad que en 1879 demostró Francia con Murcia, con ocasión de la tragedia que supuso la Riada de Santa Teresa.

"Hoy, 136 años después, la Torre Eiffel y la Torre de la Catedral se vuelven a mirar", ha dicho Ballesta, para a continuación advertir que "nos arrebatarán la vida, pero no la libertad" y al final ganaremos porque tenemos "la fuerza de la razón, de la ley y de la Justicia".

A continuación, y tras sonar los acordes del himno de España -como instantes antes se había cantado la Marsellesa- mientras se izaba la bandera, los asistentes han depositado las velas rojas encendidas junto al mástil, dando por finalizado el acto con un mismo grito, en francés y en español: ¡Viva España! ¡Viva Francia! ¡Viva la libertad!

Para leer más