Los vehículos eléctricos pagarán un 75% menos de impuestos en Alhama

COCHE ELÉCTRICO
AYUNTAMIENTO ALHAMA
Publicado 03/11/2018 9:59:13CET

ALHAMA DE MURCIA (MURCIA), 3 Nov. (EUROPA PRESS) -

El Pleno ordinario de octubre del Ayuntamiento de Alhama de Murcia aprobaba inicialmente las Ordenanzas Fiscales para 2019, que regulan los tributos municipales, entre ellos impuestos y tasas.

Como novedad y primer paso en la apuesta por fomentar la adquisición de vehículos no contaminantes, las concejalías de Hacienda y Medio Ambiente incluyen una propuesta de reducción del 75% en el Impuesto de Vehículos de Tracción Mecánica (IVTM) para aquellos que sean 100% eléctricos. Por ejemplo, un turismo que pague actualmente 99 euros, en su versión eléctrica solo tendría que abonar 25 euros al año.

Estas nuevas ordenanzas también establecen una bonificación del 40% en el Impuesto de Construcciones, Instalaciones y Obras (ICIO) para aquellas empresas, que contraten a personas en riesgo de exclusión social y/o víctimas de violencia de género; la propuesta posibilita que las pequeñas empresas puedan acceder a este primer tramo.

Desde que se puso en marcha esta medida en 2017, son 11 las personas contratadas, por lo que "esperamos que esta cifra aumente hasta un mínimo de 15 en los próximos meses", señala el concejal de Hacienda.

Otra de las medidas incluidas, establece una bonificación del 50% para personas que realicen actividades de voluntariado en entradas de cine, teatro y otros espectáculos, escuela de música, actuaciones de concejalías, entradas y usos de instalaciones deportivas y huertos ecológicos, con el objetivo es fomentar, reconocer y valorar socialmente la acción voluntaria.

También se modifica la forma tradicional de realizar las subastas municipales, que hasta la fecha se venían celebrando en el salón de plenos. La ley establece que este procedimiento se lleve a cabo desde el 1 de septiembre de 2018 a través del portal de subastas de la Agencia Estatal del Boletín Oficial del Estado (BOE).

En relación a la ordenanza reguladora del Impuesto sobre el Incremento del Valor de los Terrenos de Naturaleza Urbana (plusvalía), el concejal de Hacienda manifestó que está pendiente una modificación legislativa en el Congreso para adaptar este impuesto a las exigencias de las sentencias de los tribunales de justicia.

Las consecuencias prácticas para las administraciones locales, entre las que se encuentra Alhama, van a propiciar un descenso del 90% de los ingresos por plusvalía. "En este sentido cobra más valor que nunca las reivindicaciones que hemos venido haciendo a la Comunidad Autónoma para regular por ley la participación de los municipios de la Región de Murcia en los ingresos de la administración regional, para garantizar la distribución de los recursos de forma equitativa, objetiva y justa, y así poder asegurar la suficiencia financiera de las entidades locales", argumenta Felipe García.