Alfonso Guerra cree que "la salida" pasa porque Sánchez se comprometa a elecciones inmediatas tras la moción de censura

Actualizado 28/05/2018 12:21:16 CET
Alfonso Guerra, en Huelva.
Europa Press - Archivo

MADRID, 28 May. (EUROPA PRESS) -

El ex vicepresidente del Gobierno y ex alto cargo socialista Alfonso Guerra, considera que el actual secretario general del partido, Pedro Sánchez, debería convocar elecciones anticipadas si prospera la moción de censura que ha presentado contra el Gobierno porque eso le valdría los avales para sacarla adelante y porque no parece viable que pueda gobernar en minoría. "Si la moción siguiera adelante y prosperara, la convocatoria de elecciones sería clara", ha afirmado.

En una entrevista en la SER recogida por Europa Press, ha afirmado que "la salida" sería que los tres partidos estatales apoyasen la moción "si las condiciones el día después fueran diferentes" a las actuales, ya que si Sánchez les dice que se va a quedar unos meses en el Gobierno "es evidente que le van a decir que no".

"Si el compromiso fuera de elecciones inmediatas, que dice la gente que hay que esperar dos meses, pero hay 54 días desde que convocas hasta que se celebran, pero tú convocas al día siguiente; seguramente se podrían poner de acuerdo en esa fórmula", ha señalado Guerra.

En su opinión, si bien en el PSOE han señalado que "estarían unos meses para hacer la agenda social" en el Gobierno, "ese cálculo hay que hacerlo bien" porque "pudiera ser que ahora tuviera los votos suficientes para ganar la moción, pero ¿Quién garantiza que después esas leyes fueran a ser aprobadas?".

"Los que den ahora un voto para quitar a Rajoy del puesto no se comprometen después a aprobar las leyes. Es más, todas las leyes deben llegar al Senado y ahí tiene mayoría absoluta el PP. Si tumba una ley o la veta, luego el Congreso lo puede levantar, pero el filibusterismo puede hacer que lo que son meses sean años. Desde el punto de vista operativo, esto no está nada claro", ha sentenciado.

Para Guerra, si se pierde la moción, se pone otra vez al presidente del Gobierno "en la disyuntiva" de qué hacer. En su opinión, tenía tres opciones tras la sentencia de Gürtel: dimitir, convocar elecciones o someterse a una cuestión de confianza, pero "lo único" que hizo fue cancelar su asistencia a un partido de fútbol, aunque "era evidente que alguna tenia que adoptar".

Considera que Sánchez, al registrar a la mañana siguiente la moción de censura contra Rajoy, "cortó las posibilidades de que reaccionara" en alguna de estas direcciones, cuando quizá podía haberle dado "un poco de margen".

Con todo, descarta que Rajoy vaya a dar algún paso si la moción no prospera y plantea "otra salida": que todo el Parlamento deje claro que en lo que resta de legislatura no va a aprobar ni una sola de las iniciativas que presente el Gobierno. "Si todo el Congreso dice 'vamos a tumbar todo lo que usted traiga aquí, ¿Cuántas semanas va a aguantar así el presidente? La primera semana puede aguantar, la segunda quizá, la tercera semana se tiene que ir", ha sentenciado.