ETA.- Marlaska ordena trasladar a la Audiencia al presunto jefe del comando 'Otazua' tras autolesionarse dos veces

Actualizado 04/03/2011 15:30:22 CET

MADRID, 4 Mar. (EUROPA PRESS) -

El juez de la Audiencia Nacional Fernando Grande-Marlaska ha ordenado el traslado a la Audiencia Nacional del presunto jefe del comando 'Otazua' de ETA, Daniel Pastor, después de que éste se haya autolesionado en dos ocasiones, han informado fuentes jurídicas.

Pastor comenzará por tanto este viernes a prestar declaración ante el magistrado, mientras que los otros tres detenidos Lorena López, Beatriz Etxebarria e Iñigo Zapiraín serán interrogados a partir de mañana, han confirmado las mismas fuentes.

El detenido se hirió ayer en una mano tras golpear una mesa y esta mañana ha vuelto a lesionarse. En ambas ocasiones Pastor ha sido trasladado al Hospital Clínico de Madrid donde ha recibido cura por los rasguños ocasionados.

Durante su declaración ante la Guardia Civil, los detenidos han confesado su vinculación a 12 atentados, que se cobraron la vida de dos personas y dejaron decenas de heridos. En concreto, Daniel Pastor, Lorena López, Beatriz Etxebarria e Iñigo Zapiraín son supuestamente responsables de las muertes del inspector Antonio Eduardo Puelles y el brigada Luis Conde, según fuentes de la lucha antiterrorista, que añadieron que en el registro de sus domicilios se encontró información sobre algunos miembros de la Policía Vasca y varios jueces.

Entre los actos en los que dijeron estar implicados figuran el asesinato del inspector de Policía Antonio Eduardo Puelles, el atentado de Santoña (Cantabria) y el ataque contra la casa cuartel de Burgos. La segunda acción se cobró la vida del brigada Luis Conde el 22 de septiembre de 2008 y la tercera ocasionó decenas de heridos el 29 de julio de 2009.

También confesaron estar vinculados con otros dos atentados fallidos. Uno tuvo lugar el 10 de septiembre de 2007, cuando se localizó un coche bomba en el aparcamiento de la delegación del Ministerio de Defensa. El otro se dio en el mismo mes del año siguiente, cuando los terroristas colocaron una bomba lapa en el vehículo particular de un policía nacional. El agente recorrió unos 10 kilómetros con el artefacto instalado en los bajos del transporte. Se descubrió a su llegada a la comisaría de Basauri (Vizcaya).

En octubre de 2007, una bomba como las mencionadas llegó a explotar. Se colocó en el coche del escolta Gabriel Ginés en el Barrio de la Peña de Bilbao en octubre de 2007. La víctima resultó gravemente herida.

Los miembros del comando de legales actuaron en 2009 en Vizcaya y sus alrededores. En total, 6 atentados más, entre los que se encuentran la explosión de Hernani (Guipúzcoa), el 16 de enero; el ataque contra la sede del PSE en la Lazkao (Guipúzcoa), el 9 de febrero; y la detonación en la residencia del dueño de los astilleros Murueta en Amorebieta (Vizcaya), el 26 de marzo.

SAIOA SÁNCHEZ FORMÓ EL COMANDO

Según las confesiones de los arrestados, Saioa Sánchez, alias 'Hintza', fue la encargada de formar este comando. Al igual que Asier Bengoa, está imputada desde el 10 de diciembre de 2007 por el asesinato de Raúl Centeno y Fernando Trapero. Los dos guardias civiles murieron por los disparos que recibieron durante el atentado del 1 de diciembre de 2007 en la localidad francesa de Capbreton.

'Hintza' era una de las terroristas más buscadas. Huyó cuando la Ertzaintza desarticuló, con la localización de un zulo en Amorebieta, el 23 de diciembre de 2006. Después, reapareció como miembro del 'comando Larrano' que pretendía atentar en Santander a principios de julio de 2007. Su fotografía circuló por lugares con gran afluencia de público hasta que fue detenida en una parada de autobús cercana a Châteneauneuf-de-Randon (al sur de Francia). Bengoa la acompañaba. Ambos estaban armados, pero no opusieron resistencia.