Actualizado 24/03/2007 19:38 CET

Imaz apuesta en Bayona (Francia) por una Europa sin fronteras y por no dejar el futuro en manos de los estado nación

BILBAO, 24 Mar.(EUROPA PRESS)

El presidente del EBB del PNV, Josu Jon Imaz, apostó hoy en la localidad vasco-francesa de Bayona por una Europa sin fronteras. "No queremos más fronteras. Las hemos sufrido demasiado como para dejar nuestro destino en sus manos y en la de los estados nación. Desearíamos poder ver desaparecer las fronteras que existen", insistió.

Imaz ofreció hoy una conferencia, en francés, invitado por la organización LEMA, en la que abogó por un espacio común europeo, que respete todas las naciones, los pueblos, las culturas y las lenguas que existen en su seno. "La Europa que se construye nos ofrecerá nuevas vías, y nuestro proyecto de País Vasco entrará totalmente de lleno dentro de las posibilidades y los escenarios que el nuevo marco europeo nos va a abrir", agregó.

Según dijo el líder jeltzale, Euskadi debe ser parte integrante del proyecto europeo, en el que "Euskal Herria será respetada y al cual aportaremos aquello que es propio a nuestro patrimonio en común".

En este sentido, apuntó que "como cualquier otro reto, el proyecto europeo obliga también a una reformulación de los niveles de decisión y del marco de relaciones que mantenemos con nuestro entorno". "Se abren perspectivas, quizás complejas, pero no por ello menos interesantes, para este horizonte de construcción de una euro-región vasca real para el siglo XXI", añadió.

Asimismo, afirmó que "formando parte de una Europa que busca la paz, la libertad y el bienestar de todos sus ciudadanos y ciudadanas, los vascos queremos aportar y contribuir en la construcción de una Europa que se enriquece de la diversidad de las naciones, de las culturas, de las lenguas y de las diferentes nacionalidades que se encuentran dentro de ella. Donde la nación no divide, sino que crea un vínculo entre las personas".

DEPARTAMENTO VASCO-FRANCES

Respecto al caso concreto del País Vasco-francés, instó a empezar a construir su futuro con tres objetivos. El primero será la supervivencia del euskera y de la cultura vasca y el segundo la cooperación transfronteriza, "lo cual significa una verdadera cooperación entre Iparralde y Hegoalde, porque necesitamos reencontrarnos para poder construir una verdadera euro-región vasca".

Finalmente, abogó por lograr una institución política que abarque "los territorios de Iparralde para responder mejor a las necesidades de los ciudadanos, con un reconocimiento institucional, con competencias reales, incluyendo aquellas en materia reglamentaria y legislativa, con una verdadera capacidad presupuestaria y una voluntad de desarrollar sus relaciones con Hegoalde en el marco europeo". "El acuerdo firmado el 1 de marzo es un paso importante en el marco de la cooperación transfronteriza", recordó.

En esta línea, Josu Jon Imaz consideró que la eliminación de las barreras físicas entre los estados, la desaparición de las barreras aduaneras, la pérdida de competencias de los estados en el marco de la Unión Europea, el impulso de los programas de cooperación transfronteriza, y la promoción interregional promulgada en Bruselas, "abren nuevas oportunidades".

Estas, según dijo, ofrecen nuevas fórmulas de cooperación entre los territorios vascos de las dos orillas del Bidasoa. En ese sentido, recordó que hechos como la implantación del euro, "moneda única en Iparralde y en Hegoalde, facilitan las relaciones entre los agentes económicos y sociales de los dos lados del Bidasoa".

Lo más leído

  1. 1

    Detenida una mujer tras cortar una cuerda de sujeción de un operario a una altura de 13 plantas

  2. 2

    Primera querella contra Illa tras salir de Sanidad, por homicidio, lesiones y prevaricación en su gestión de la pandemia

  3. 3

    Melvin Capital retira su apuesta contra GameStop tras la revuelta de inversores desde un foro de Reddit

  4. 4

    Al menos 700 personas, entre políticos y altos cargos, se han vacunado ya sin corresponderles y sólo 9 han dimitido

  5. 5

    El coronel Sánchez Corbí, que fue cesado por Marlaska como jefe de la UCO, deja la Guardia Civil por la empresa privada