Actualizado 04/11/2015 18:09 CET

Este jueves declaran los tres presuntos yihadistas detenidos en Madrid

La Policía Nacional desarticula en Madrid una célula terrorista yihadista activa
MINISTERIO DEL INTERIOR

Interior cree que los arrestados en la Cañada Real y Vallecas estaban "dispuestos" a atentar en España "en cualquier momento"

MADRID, 4 Nov. (EUROPA PRESS) -

El juez de la Audiencia Nacional Fernando Andreu interrogará mañana, miércoles, a los tres presuntos yihadistas vinculados con el Estado Islámico (DAESH) que fueron detenidos este martes en Madrid y que, según el Ministerio del Interior, estaban preparados para atentar "en cualquier momento", informaron fuentes jurídicas.

Los tres hombres tienen edades comprendidas entre los 26 y los 29 años y, aunque son de origen marroquí, tienen nacionalidad española. Según fuentes de la lucha antiterrorista consultadas por Europa Press, uno de ellos llevaba 15 años viviendo en España, otro siete y el tercero cinco.

Los presuntos terroristas, dos de ellos detenidos en la Cañada Real y el tercero en el distrito de Puente de Vallecas, estaban "dispuestos a llevar a cabo, en cualquier momento, actos terroristas como los sucedidos recientemente en otros países de nuestro entorno", según un comunicado del Ministerio del Interior.

NO FUERON A SIRIA O IRAK

Las fuentes consultadas descartan su presencia reciente en lugares de conflicto como Siria o Irak y apuntan a que su radicalización se produjo por otras vías. Los tres detenidos se encontraban actualmente en paro.

El Estado Islámico difundió hace unos días un comunicado de su portavoz, Abu Muhammad Al-'Adnani Ash-Shami, que el propio grupo terrorista tradujo al español. En el texto, los miembros de la organización terrorista llaman a los musulmanes a hacer la yihad en todo el mundo aunque no incluyen ninguna amenaza concreta contra España.

"Si no tenéis un arma, tenéis una cuerda o un cuchillo. Y ante vosotros se encuentran los soldados del tirano. Salid, venced o morid", son algunas de las frases recogidas en esta comunicación a la que tuvo acceso Europa Press.

Para leer más