Más de la mitad de las sentencias en 2013 fueron acordes con el criterio de la Fiscalía

Actualizado 05/07/2015 10:06:27 CET
El fiscal general del Estado, Eduardo Torres-Dulce
EUROPA PRESS

Descienden en un diez por ciento los homicidios, aunque aumentan en un trece por ciento los delitos contra la libertad sexual

MADRID, 10 Sep. (EUROPA PRESS) -

El Ministerio Fiscal evacuó en 2013 un total de 287.740 escritos de calificación provisional, asistió a 171.455 juicios orales por delito, y alcanzó acuerdos con la defensa en el 34 por ciento de los mismos. Las sentencias fueron acordes con el criterio del fiscal en un 58 por ciento cuando las dictaron juzgados de lo Penal y en un 56 por ciento cuando lo hicieron audiencias provinciales.

Así lo ha destacado el fiscal general del Estado, Eduardo Torres- Dulce, durante su intervención en la Apertura del Año Judicial, donde ha subrayado asimismo el descenso del número de causas incoadas por delitos contra la vida, que se han visto reducidos en un 10 por ciento en el caso de homicidios y asesinatos y en un 13 por ciento en lo referido a homicidios imprudentes.

Pese a dicho descenso la Fiscalía arroja el dato de un mayor número de escritos de acusación en relación con estos delitos, pues en delitos de homicidio y asesinato se ha producido un alza del 6% y en los de homicidio imprudente del 12%.

La incoación de casos de lesiones dolosas se ha incrementado en un 1% y de las imprudentes en un 7%. En cuanto a las calificaciones, se ha registrado un aumento del 13% en las cualificadas y del 39% en las lesiones imprudentes. Las calificaciones por delitos de lesiones comunes han experimentado por el contrario una reducción del 6%.

CRECEN DELITOS DE PORNOGRAFÍA INFANTIL Y FRAUDES

En cuanto a los delitos contra la libertad sexual, han aumentado un 13% las calificaciones en casos de menores de edad, mientras que han descendido en un 4% en las víctimas adultas. Torres-Dulce ha destacado el aumento de calificaciones en delitos de pornografía infantil, que han pasado de 228 a 293.

Finalmente, los delitos contra el patrimonio se han caracterizado por una marcada estabilidad en 2013 tanto las cifras de incoaciones como de calificaciones, al menos en los hurtos, robo con fuerza y robo con violencia.

Los fraudes sí han experimentado un aumento del 8%, según el fiscal general del Estado, que ha considerado "reseñable" la frecuencia creciente del empleo de medios informáticos para su comisión.