8 de abril de 2020
 
Actualizado 31/03/2011 13:03:13 +00:00 CET

Oceana propone multiplicar por cien el área de protección de la superficie marina canaria para cumplir con la legalidad

Ejemplar de tortuga boba
OCEANA

MADRID, 31 Mar. (EUROPA PRESS) -

La organización internacional de conservación marina Oceana ha presentado este jueves en la sede de la Fundación Biodiversidad un informe en el que propone multiplicar por 100 el área protegida de la superficie marina de Canarias. De esta manera, el 0,15% del total del espacio marino protegido actualmente se incrementaría hasta un 15%, cumpliendo así con lo establecido por la legalidad internacional.

El informe ha sido presentado por el director de Investigación de Oceana Europa, Ricardo Aguilar, junto con la secretaria de Estado de Cambio Climático, Teresa Ribera, y supone la culminación a una campaña que comenzó en 2009 con la exploración de posibles áreas prioritarias para la conservación de la biodiversidad marina en aguas de competencia estatal en Canarias.

El proyecto ha tenido el apoyo de la Fundación Biodiversidad, adscrita al ministerio de Medio Ambiente, Rural y Marino, y su objetivo radica en ampliar el espectro de espacio protegido en aguas del archipiélago, puesto que el actual (0,15%) no cumple con las exigencias de la UE, ya que en virtud de determinados acuerdos internacionales, para 2020 debería estar garantizada la protección de al menos un 10% de la superficie de todos los grandes ecosistemas.

Los trabajos desempeñados por Oceana en el espacio marino canario han constado de un total de 81 inmersiones --42 de ellas con robot-- hasta un máximo de 700 metros de profundidad, y han permitido la recopilación de una cantidad "impresionante" de información, según Ricardo Aguilar.

Como fruto de esas investigaciones se han catalogado cerca de 500 especies tales como corales negros, esponjas, gorgonias, peces, tiburones y rayas, entre las que más de una veintena han resultado ser nuevas para Canarias, como es el caso de las esponjas 'Chupa-Chups', el pez armado, algunas clases de hidrocorales, ostras gigantes, el pulpo blanco o la caracola pirámide.

NUEVAS ESPECIES EN CANARIAS

Además, la ampliación de la superficie marina protegida en Canarias en los términos que propone Oceana, implicaría también la elaboración de planes especiales de conservación de algunas especies en peligro crítico de extinción, como son el caso de la tortuga boba, los corales bambú o la raya común. En ese sentido, el director de Investigación de Oceana Europa se ha mostrado crítico con el catálogo de especies en peligro elaborado por el Gobierno canario, ya que según sus datos "sólo" incluye un 0,2% de las mismas.

Otra de las conclusiones a las que ha llegado Oceana tras la realización de estos trabajos ha sido que las zonas en las que las amenazas son mayores son las costeras, el pasillo entre Tenerife y La Gomera, y las montañas submarinas, las cuales tienen un "alto valor ecológico", según Aguilar.

Así, Oceana ha propuesto, además de la citada ampliación de la superficie marina protegida, la protección de especies y hábitats, la reducción de la presión pesquera sobre los recursos sobreexplotados, y la prohibición de sondeos exploratorios con fines de explotación de petróleo y gas en beneficio del fomento de las energías renovables.

Por su parte, la secretaria de Estado de Cambio Climático ha reconocido que la protección de la biodiversidad marina será una de las prioridades en materia ambiental de aquí al final de la legislatura, para lo cual ha considerado de gran importancia labores de investigación como la realizada por Oceana para recopilar información. "El lema podría ser 'conocer para actuar'", ha señalado.